Nicaragua se alista para el diálogo tras protestas que dejaron más de 30 muertos

Nicaragua evaluaba este miércoles un diálogo nacional para buscar salidas a la turbulencia desatada por las protestas y violentos choques, que la semana pasada dejaron 34 muertos.

Por Carlos Alfredo Ordoñez

Hasta el martes, el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (CENIDH) contabilizaba 34 muertos, entre ellos algunos desaparecidos que fueron encontrados por familiares en la morgue del Instituto de Medicina Legal de Managua y personas que fallecieron en el hospital tras resultar heridas durante las protestas.

Luego de seis días de manifestaciones, choques con la policía, saqueos y caos, desde el martes no se registraban protestas ni barricadas en las rutas, con el tránsito congestionado típico de días laborales.

El gobierno aportó a la distensión al no reprimir una multitudinaria marcha el lunes; con la liberación el martes de los detenidos durante las manifestaciones y levantando el bloqueo a un canal de TV censurado.

Asimismo, anunció que este miércoles se reanudaban las clases en las escuelas, suspendidas desde el jueves pasado por los enfrentamientos y bloqueos.

Sin embargo, algunos nicaragüenses no se atreven aún a proclamar el fin del clima de tensión.

Protestas en Nicaragua Obreros realizan reparaciones en el Centro Universitario de la Universidad Nacional (CUUN), tras los daños sufridos durante las protestas. Foto: AFP

"Vamos a ver cuánto nos dura esta calma. A mi hija no la voy a mandar a clases porque todavía no lo miro muy estable", comentó el taxista Alan Saavedra, en Managua.

Lee también: Asesinan a periodista en Nicaragua mientras realizaba una transmisión en Facebook

Diálogo sin fecha

El cardenal Leopoldo Brenes, arzobispo de Managua, anunció el martes que aceptaba servir de "mediador y testigo" de un diálogo convocado por el presidente Daniel Ortega, pero insistió en que el gobierno "evite todo acto de violencia".

Ortega y la vicepresidenta y primera dama, Rosario Murillo, agradecieron a Brenes y la Conferencia Episcopal por aceptar participar en el diálogo, para el cual, sin embargo, no hay fecha, ni se sabe quiénes participarán.

"Todo dialogo es una apuesta a la paz y al entendimiento", comentó el jurista y analista independiente, Mauricio Herdocia, quien consideró que el principal reto para la Iglesia católica es acercar a las partes para alcanzar acuerdos.

"El dialogo debe procurar que se cree un clima adecuado y ese es el esfuerzo que ellos (la Iglesia) tienen que hacer, que el clima sea adecuado para discutir una agenda de transformación democrática".

Protestas en Nicaragua Foto: AFP

El diálogo incluiría una nueva propuesta para rescatar al sistema de pensiones de la ruina. El anuncio de esa reforma fue precisamente lo que disparó la ola de protestas, que no obstante revelaron el hartazgo de los nicaragüenses con las tendencias autoritarias del gobierno y la falta de libertades.

Lee también: Nicaragua: Ortega revoca reforma que detonó protestas

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo