Asteroide pasó cerca de la Tierra y los astrónomos no pudieron detectarlo

Asteroide cerca de la Tierra
Imagen con fines ilustrativos / pixabay.com
El asteroide, que pasó a una velocidad de 44 mil 440 kilómetros por hora, mide entre 3 y 6 metros de diámetro.

Un asteroide pasó recientemente cerca de la Tierra, a la distancia más corta jamás registrada sin impactar, y los astrónomos no pudieron detectarlo.

El objeto, inicialmente catalogado como ZTF0DxQ y ahora bautizado como 2020 QG, tiene el tamaño de un automóvil y se acercó a 2 mil 950 kilómetros de la Tierra el pasado 16 de agosto.

Según Space.com, citando a representantes de la NASA, el 2020 QG es el asteroide conocido que más se ha acercado a nuestro planeta sin impactar, lo que supone una sorpresa para los expertos.

De hecho, el objeto no fue detectado hasta seis horas después de su acercamiento, por el Observatorio Palomar, en San Diego, Estados Unidos.

No era considerado “potencialmente peligroso

El asteroide se aproximó sin ser detectado desde la dirección del Sol. No notamos su llegada”, dijo Paul Chodas, director del Centro de Estudios de Objetos Cercanos a la Tierra (CNEOS) de la NASA, citado por medios internacionales.

Chodas confirmó que el objeto es el “más cercano jamás registrado”, si se descartan “unos pocos asteroides que han impactado en nuestro planeta”.

Por su parte, el astrofísico Jorge Zuluaga, profesor titular de la Universidad de Antioquia, destacó que este tipo de eventos son comunes, pues “por cada uno de estos ‘acercamientos’ hay otros 100 que pasan desapercibidos”.

El asteroide, que pasó a una velocidad de 44 mil 440 kilómetros por hora, mide entre 3 y 6 metros de diámetro.

Asteroide cerca de la Tierra
Imagen ilustrativa / pixabay.com

Su tamaño, no obstante, hace que no pueda ser considerado como “potencialmente peligroso”, puesto que la NASA clasifica como tal a los objetos de un tamaño superior a los 150 metros y que se aproximan a una distancia menor a 7.5 millones de kilómetros de la Tierra.

Misión para proteger a la Tierra

Con el objetivo de proteger a la Tierra de una posible colisión con algún cuerpo celeste que avance en nuestra dirección, la NASA planea experimentar con el desvío de un asteroide por medio de una misión llamada Prueba de Redireccionamiento de Doble Asteroide (DART).

El proyecto está programado para 2022, y este buscará desviar la roca bautizada como “Dimorphos”.

(Visited 27 times, 1 visits today)

-

LO MÁS LEÍDO


LO MÁS LEÍDO