Murió el alcalde somalí que resultó herido en un atentado

Seis personas murieron, entre ellas dos adjuntos del alcalde, y seis resultaron heridas en las horas siguientes al ataque contra el ayuntamiento de la capital de Somalia.

Por Carlos Alfredo Ordoñez

El alcalde de Mogadiscio, Abdirahman Omar Osman, quien resultó herido el pasado 24 de julio en un atentado contra el ayuntamiento de la capital de Somalia, murió el jueves debido a la gravedad de sus lesiones.

Abdinur Mohamed Ahmed, portavoz del presidente, confirmó la noticia en declaraciones a la prensa.

"Presentamos nuestras condolencias a la familia y a los allegados del alcalde de Mogadiscio, y condenamos junto a todos los somalíes esta dolorosa muerte" declaró el vocero.

"Esperamos que esa muerte provoque una reflexión de todos los somalíes y nos una para vencer a los grupos terroristas que atacan a la soberanía de Somalia".

 

El jefe edil murió en un hospital de Doha, Catar, donde estaba siendo atendido, anunció el jueves la presidencia somalí.

Atentado mortal

Seis personas murieron, entre ellas dos adjuntos del alcalde, y seis resultaron heridas en las horas siguientes al ataque de los militantes islamistas Shebab.

Los rebeldes, afiliados a la red yihadista Al Qaida, que habitualmente perpetran este tipo de ataques en plena capital, reivindicaron el atentado horas más tarde.

Según un portavoz de la alcaldía, el ataque de los Shebab estaba dirigido a James Swan, representante especial de la ONU para Somalia, quien ese miércoles se reunió con Abdirahman Omar Osman.

El encuentro tuvo lugar aproximadamente una hora antes del atentado.

Swan ya no se encontraba allí al momento de la explosión.

Según una fuente de seguridad, bajo cubierta del anonimato, un kamikaze penetró en el edificio donde tuvo lugar la reunión y se inmoló.

Atentado en Somalia AFP

"La explosión fue muy fuerte y vi personas heridas que huían de la sede" de la municipalidad, indicó Mohamud Sharif, un testigo citado por el portal Infobae.

Expulsados de Mogadiscio en 2011, Al Shabab perdió la mayor parte de sus bastiones, pero todavía controlan grandes zonas rurales, desde las que perpetran operaciones de guerrilla y atentados suicidas, inclusive en plena capital, contra objetivos gubernamentales, fuerzas de seguridad o civiles.

*Con información de AFP

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo