Trump: “Nadie entrará a EE. UU. a menos que lo haga legalmente”

El mandatario estadounidense se pronunció un día después de los incidentes en la frontera con México y justificó el uso de gases lacrimógenos contra los migrantes al decir que las fuerzas del orden estaban lidiando con “gente dura”.

Por Carlos Alfredo Ordoñez

En declaraciones a la prensa en uno de los jardines de la Casa Blanca, antes de abordar su helicóptero, el presidente Donald Trump se refirió este lunes a los incidentes ocurridos el domingo en la frontera entre Estados Unidos y México, donde decenas de migrantes trataron, sin éxito, de saltar la valla que divide ambos países.

Los viajeros fueron repelidos por las fuerzas de seguridad estadounidenses con gases lacrimógenos y balas de goma. Helicópteros sobrevolaban cerca de la frontera, controlando la situación, mientras muchos reculaban a medida que la respiración, debido a los gases, se les dificultaba.

Sobre esta tensa situación, Trump reiteró a los periodistas su postura de no dejar ingresar a ningún migrante de forma ilegal.

Nadie va a entrar a nuestro país a menos que lo haga legalmente”.

Asimismo, justificó el uso de gases lacrimógenos por parte de las autoridades, afirmando que estaban lidiando con “gente dura”.

No cree en informe sobre el cambio climático

El mandatario también fue cuestionado por los periodistas sobre el informe presentado la semana pasada por su propio gobierno, en el que se advertía sobre las pérdidas económicas millonarias generadas por las emisiones de carbono y el cambio climático.

Trump, no obstante, mantuvo su postura escéptica en el tema y aseguró no creer en el informe.

No lo creo (…) Nunca hemos estado más limpios que ahora, y eso es muy importante para mí, pero si nosotros estamos limpios y todos los otros lugares están sucios, no es tan bueno”.

La última edición de la Evaluación Nacional del Clima advirtió el viernes que “dado el nivel histórico de emisiones de gases de efecto invernadero, las pérdidas en Estados Unidos podrían alcanzar cientos de miles de millones de dólares en varios sectores para finales de siglo”.

Según el informe, el cambio climático “causará pérdidas crecientes para la infraestructura y las propiedades estadounidenses y lastrará la tasa de crecimiento económico durante este siglo”.

Los efectos se extenderán al comercio global, afectando los precios de importación y exportación y los negocios estadounidenses con operaciones y cadenas de suministro en el extranjero, agrega el reporte.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo