Adolescente de 16 años confiesa de una manera inusual haber asesinado a niña de 7 años

Por Ivonne Gordillo

En enero de 2017 el pequeño cuerpo de Katie Rough fue encontrado con heridas en el cuello y pecho, ocasionados con un típico cuchillo de cocina. El hecho ocurrió en un parque de juegos en York, en el Reino Unido.

La pequeña falleció al ingresar al hospital debido a las heridas.

Una adolescente de 16 años fue la principal sospechosa, y hoy ante la Corte de Leeds confesó ser la responsable de las heridas mortales.

Lee también: El horrendo asesinato de famoso actor que encubrió Televisa 

La joven, cuya identidad sigue bajo resguardo, llamó a las emergencias para decir “Está muerta”. Mediante el sistema de ubicación del 911, fue localizada la menor, quien ya había perdido mucha sangre.

Mediante una videoconferencia la adolescente se declaró culpable de homicidio involuntario. Su defensor aseguró que debido a la conmoción de la señalada, no fue capaz de declarar, sino que escribió en un papel su breve declaración.

Homenaje fallecimiento Katie Rough Agencias

Audiencia

“Puedo confirmar que ha indicado que no es culpable, pero sí de asesinato involuntario”, indicó Nicolas Johnson al jurado, según reportan medios locales.

Lee también: CNN le responde a Trump por polémico video donde "incita a la violencia" 

El fiscal Graham Reads indicó que aceptaban la confesión y el alegato de homicidio involuntario: "Vamos a aceptar el alegato de homicidio involuntario por medio de la responsabilidad disminuida".

Para los padres de Katie, Paul y Alison Rough no fue sorpresiva la medida, ni la declaración, ya que según se indicó ya habían aceptado dichos cargos.
Katie fue la protagonista de la boda de sus padres, 11 días antes de su muerte, ya que fue la dama de honor de ese momento especial.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo