Piso pélvico: Mitos y verdades de un problema silencioso que debes conocer

Los trastornos de piso pélvico afectan a un tercio de la población femenina mundial mayor de 40 años, convirtiéndose en un drama para muchas mujeres que prefieren esconder estas disfunciones por miedo o vergüenza.

Por Luisa María Godínez

La incontinencia urinaria es un tema tabú para muchas mujeres que por miedo o vergüenza esconden. Prestarle atención a estas dificultades es esencial, ya que afectan su calidad de vida.

Parecen problemas lejanos, poco se habla de ellos y muchas veces se viven en silencio. Pese a ello, la realidad es que estos trastornos afectan a un tercio de la población femenina mundial mayor de 40 años, convirtiéndose en un drama para muchas.

La mayoría no escucha su nombre hasta el embarazo; sin embargo, hay mitos y verdades que debes conocer y que te darán las pautas para su cuidado y mantenimiento.

Publinews platicó con el doctor Lizardo Pérez Solares, uroginecólogo y especialista en piso pélvico, sobre cómo prevenir y cómo podemos tratar estos problemas.

Dr. Lizardo Pérez Foto: Cortesía

De acuerdo con el doctor, el piso pélvico es una red de músculos y ligamentos que abarca la zona que va desde el hueso púbico al cóccix y tiene varias funciones, entre ellas sostener todos los órganos pélvicos: vejiga, útero (mátriz) y parte del recto.

Es como una "hamaca" que evita que los órganos se escapen por los orificios inferiores ya que aguanta el peso de la vagina, recto, útero, vejiga y uretra.

"El primer factor para que ocurra las disfunciones es el embarazo y el parto", expresó Pérez.

Suelo pélvico Foto: Twitter

Además, también hay otras causas que provocan su debilitación como la obesidad, estreñimiento, menopausia, tabaquismo y su tos crónica, etc.

En el caso del parto, el especialista explicó que después de las seis semanas de que la mujer dio a luz los músculos deben regresar a su normalidad, pero cuando no esto no ocurre puede provocar:

  • Incontinencia urinaria (del esfuerzo, urgencia o mixta)
  • Prolapso uterno o vesical (un abultamiento hacia la vagina, producido por el descenso de la vejiga, el intestino o el útero; incluso fuera de la vagina en casos más severos.
  • Pérdida de la sensibilidad sexual o sensación de ensanchamiento vaginal

En los últimos años, se ha visto que personas entre 20 a 35 años el porcentaje de padecer estos problemas ha aumentado a un 30%, de 35 hasta 50 años en un 50%; y de 50 en adelante es un 70%.

Ante esto, se habla de un mito que muchas mujeres creen: "es normal que me pase porque tuve hijos".

"El objetivo es que las mujeres sepan que esto se puede prevenir, y las que los sufren no piensen que es normal; sino que se enteren que pueden tratarse", afirma Pérez.

  • Una verdad: Influye en una paciente un antecedente genético

"Si, es menor porcentaje de pacientes, quienes padecen de colagenopatias. Estudios han encontrado rasgos genéticos con estas patologías, por lo tanto hereditarias.

Embarazo Shutterstock

La fisioterapia de piso pélvico

La mejor arma para tener un músculo fuerte es, sin duda, la prevención. Y para ello están los ejercicios de kegel.

"Estos consisten en contraer y distender o relajar voluntariamente los músculos del suelo pélvico", explica el médico especialista.

Para comenzar a realizar los ejercicios es recomendable:

  • Tres contracciones rápidas (1s -1s) y una contracción larga (8s – 16s)
  • Un ejercicio = 4 contracciones(3 rápidas y una lenta)
  • 10 ejercicios por la mañana y 10 por la tarde

¿Quieres más información?

  • Dr. Lizardo Pérez Solares
  • 6ta avenida 3-22 zona 10 Nivel 8, clínica 801. Clínicas Centro Médico II
  • Teléfono: 2362 5003 o 3014 6190
  • drperezsolares.urogine@gmail.com
Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo