¿Qué esperar de Joe Biden como el 46 POTUS de EE.UU.?

Joe Biden
Foto: AFP
Futuro. Publinews investiga qué esperar tras la victoria del candidato demócrata en una de las elecciones presidenciales más dividivas en décadas.
Publicidad

El exsenador por Delaware y vicepresidente de los Estados Unidos en la administración de Obama será investido como el 46 POTUS (siglas en inglés de President of the United States) el 20 de enero de 2021. El hombre de 77 años ganó la carrera por la Casa Blanca el 3 de noviembre contra Donald Trump, de 74 años, quien se convirtió en el primer presidente en ejercicio que perdió una lucha por la reelección desde George H. W. Bush en 1992.

Joe Biden ha estado por delante de Donald Trump en la mayoría de las encuestas locales desde el comienzo del año. Y, de acuerdo con las estadísticas reveladas recientemente, de los 538 votos del colegio electoral que estaban en juego, se las arregló para alcanzar 279 en comparación con los 214 de Trump.

Joe Biden gana las elecciones en Estados Unidos

De acuerdo con David Schultz, profesor de ciencias políticas en la Universidad Hamline, en Minesota, Biden tratará ahora de deshacer las políticas de Trump.

“Pero no esperen ver grandes cambios que simplemente regresen a lo que Obama hizo. El mundo ha cambiado dramáticamente desde entonces como resultado de Trump y la pandemia”, explicó.

Y añadió: “Tratará de ser más cooperativo y multilateral en su enfoque de los problemas globales, pero hay un nuevo nacionalismo en todo el mundo y en los EE. UU., lo que ha cambiado la política”.

Jonathan Hanson, profesor de estadística para políticas públicas en la Universidad de Míchigan, en EE. UU., cree que Biden restaurará un sentido de “normalidad” en la presidencia.

“No habrá tuits furiosos emitidos en medio de la noche o el tipo de insultos por los que Trump es conocido. Habrá un cambio inmediato en la forma en que EE. UU. aborda el coronavirus”, agregó Hanson.

“De hecho, después de los cuatro años llenos de controversias, hay muchos asuntos pendientes que Biden tiene que resolver. Y podría ser posible siempre y cuando consolide el apoyo de su partido en el Congreso. Si esto sucede, el 46 POTUS podría rápidamente moverse para fortalecer el Affordable Care Act, aumentar el salario mínimo federal y revocar los recortes de impuestos de Trump para los superricos. Sus inversiones propuestas en un futuro verde también podrían hacerse realidad”, enfatizó.

Biden se enfoca en la transición en EE.UU.; Trump sin reconocer derrota

En cuanto a la política exterior, dijo que “Biden se acercará a sus aliados en la OTAN y tratará de reparar las relaciones que Trump ha dañado tanto. Tomará una línea más firme respecto a los esfuerzos rusos para desestabilizar Europa del Este. Con respecto a América Latina, adoptará un enfoque menos polémico que Trump en lo que respecta a cuestiones de inmigración irregular”, concluyó Hanson.

Para saber más, Publinews Internacional conversó con Fletcher McClellan, profesor de ciencias políticas en el Elizabethtown College, en Pensilvania, Estados Unidos.

“Esta elección fue una encrucijada crítica para las instituciones políticas estadounidenses. Trump ha llevado a Estados Unidos a un lugar peligroso. La elección de Biden es un paso atrás del borde y un comienzo del trabajo duro para restaurar el tejido deshilachado de la democracia estadounidense”.
Jonathan Hanson, profesor de estadística para políticas públicas en la Universidad de Míchigan, en EE. UU.

4 preguntas a…

Fletcher McClellan, profesor de ciencias políticas en el Elizabethtown College, en Pensilvania, EE. UU.

  • ¿Qué podría cambiar en los Estados Unidos después de la victoria de Joe Biden?

Biden impulsará una ambiciosa agenda doméstica, que incluye empleos verdes y un programa de infraestructura, la fortificación de la Ley de Cuidado de Salud Asequible, el derecho al voto, la reforma de la justicia penal y la igualdad de género. Al mismo tiempo, buscará restablecer el papel de liderazgo de Estados Unidos en el mundo, reparando las relaciones con los aliados de la OTAN, reincorporándose al Acuerdo climático de París y restaurando el acuerdo nuclear con Irán. Gran parte de su tiempo lo dedicará en deshacer las acciones ejecutivas de su predecesor en temas como la protección del medioambiente, los derechos laborales y la inmigración.

  • Cuéntanos más sobre sus promesas de campaña…

Mucho depende de la forma que adopte el Congreso. Si un gobierno dividido continúa con una Cámara de Representantes bajo el Partido Demócrata y un Senado con mayoría republicana, no pasará mucho en el frente legislativo. En cambio, ambos presidentes dependerán de las órdenes ejecutivas y la acción administrativa. Si el partido del presidente controla el Congreso, habrá mucha más oportunidad para que cada presidente cumpla sus promesas de campaña. Su principal prioridad es controlar la pandemia de Covid-19. Si no se encuentra pronto una vacuna efectiva, esto no será fácil. Es probable que se requiera otra desaceleración de la economía. Esto significa que se necesitará un segundo proyecto de ley de alivio de la pandemia, similar a la multimillonaria Ley CARES aprobada en la primavera pasada. Biden también promoverá un proyecto de ley de estímulo económico basado en empleos e infraestructura de energía limpia. Más allá de eso, la acción en otros temas dependerá de si se suprime el obstruccionismo legislativo en el Senado, que requiere una supermayoría para promulgar la legislación. Es muy probable que la minoría republicana, si eso es lo que producen las elecciones, luche con uñas y dientes contra cualquier propuesta demócrata.

  • ¿Qué hay de la política exterior?

Biden se comprometerá más directamente con los países latinoamericanos en el desarrollo económico, la inmigración, el medioambiente y el comercio. Habrá esfuerzos para frenar el flujo de migrantes de América Central a través de la ayuda económica y la atención a los derechos humanos. Podría ver una gran cumbre o, por lo menos, negociaciones sostenidas de alto nivel para resolver los problemas de inmigración y asilo. La normalización de las relaciones con Cuba volverá a estar sobre la mesa. Las relaciones con Brasil cambiarán definitivamente, con Biden centrándose en detener el despliegue en la selva amazónica.

  • ¿Cuáles son los principales temas que la administración de Biden debería abordar?

Para ambos candidatos, controlar la propagación y la gravedad de la pandemia es, por mucho, la cuestión más importante. Biden ha hecho de esto su tema número uno, mientras que Trump se está centrando en devolver la economía y la sociedad de los EE. UU. a la normalidad. Biden dice que nunca podremos volver a la normalidad hasta que el virus sea contenido. En última instancia, depende de si y cuándo se desarrolle una vacuna efectiva. Además, la democracia estadounidense está en grave peligro. La supresión de los votantes, la violencia política y el partidismo extremo son solo algunos de los temas que deben ser abordados. Incluso si Trump y los republicanos caen en la derrota, no se irán. ¿Pueden el Partido Republicano convertirse en una oposición más responsable? Tengo mis dudas, sobre todo porque la estructura mediática de la derecha, incluyendo a los grupos de ciudadanos en línea, permanecerá y probablemente prosperará cuando ya no tengan que defender las acciones de su propio gobierno. Los demócratas querrán vengarse de los republicanos que abarrotan los tribunales. Además, los tribunales dominados por los republicanos podrían bloquear los programas progresistas. Medidas como la expansión del número de jueces en la Corte Suprema, la admisión de DC y Puerto Rico como estados y la abolición del obstruccionismo legislativo llevarán las tensiones partidistas al límite. Cuando Biden asuma su cargo, estará muy ocupado tratando de salvar o, viéndolo de otra manera, de lograr la democracia en los Estados Unidos.

(Visited 111 times, 1 visits today)

Publicidad

-

LO MÁS LEÍDO


LO MÁS LEÍDO