“¡No salgan!”, el mensaje de alarma por coronavirus del gigante comercial chino Alibaba

El "amazon chino" se ubica en una de las ciudades en donde las autoridades pidieron a sus habitantes confinarse en sus casas.

En las calles desiertas de c, la ciudad oriental china donde opera el gigante del comercio electrónico Alibaba, un altavoz transmite instrucciones: “¡Por favor no salgan, no salgan, no salgan!”

Hangzhou, situada a una hora de Shangai en tren de alta velocidad, es conocida por ser el lugar donde el magnate de la tecnología Jack Ma fundó en un apartamento, hace dos décadas, su negocio de venta en línea.

Pero, como en muchas regiones de China que luchan para frenar la epidemia del nuevo coronavirus, vallas verdes y señales de “no pasar” bloquean las calles cerca de las oficinas centrales de una de las compañías con mayor capitalización mundial.

[metroimage ids=”10-135820,10-135821″ ]

Controlar enfermedad

La sede de Alibaba se encuentra en uno de los tres distritos de Hangzhou donde las autoridades ordenaron a sus tres millones de habitantes confinarse en casa y solo autorizaron a salir a una persona por familia cada dos días para ir a comprar.

La ciudad prolongó las vacaciones del Año Nuevo lunar para intentar evitar que la gente saliera a la calle.

La historia del joven discapacitado que murió porque su familia estaba en cuarentena por coronavirus

En el exterior de las instalaciones de Alibaba, se ha instalado un puesto para controlar la temperatura.

Interrogado por la AFP sobre el cierre de las oficinas, Alibaba dijo que se estaba centrando en “conseguir resultados”.

Nadie ha sido visto entrando o saliendo, y un guardia de seguridad dijo a la AFP que los complejos de la empresa en el país habían sido cerrados.

Bromea sobre el coronavirus y hace regresar vuelo de más de cuatro horas

Personal de seguridad cortaba varias carreteras en el distrito de Yuhang.

Los guardias decían: “Debido a las necesidades de prevención y control de la epidemia, la carretera está cerrada. Por favor, den media vuelta. ¡Gracias por su cooperación!”

En las calles de los alrededores, se oye por los altavoces que la gente evite las concentraciones.

“¡Por favor no salgan, no salgan, no salgan!”, dice la voz, mientras advierte que los habitantes tienen que usar mascarillas de protección, lavarse las manos regularmente e informar de las personas procedentes de Hubei.

La epidemia del nuevo coronavirus ya se cobró 490 vidas en China y contagió a más de 24.000 personas, la mayoría en la provincia de Hubei, donde unos 56 millones de habitantes viven confinados desde finales de enero.

Hangzhou, con una población de nueve millones de personas, registró 141 casos confirmados.

 

Puede desuscribirse en cualquier momento haciendo clic en el enlace que aparece en el pie de página de nuestros correos electrónicos.