Duque anuncia ofensiva contra exjefes de las FARC que volvieron a las armas

El presidente colombiano ofreció 3 mil millones de pesos de recompensa por cada uno de los rebeldes que aparecen en el video difundido en las redes sociales.

El presidente Iván Duque anunció este jueves una ofensiva contra los exjefes de las FARC que este jueves proclamaron una nueva rebelión armada en Colombia.

Duque ordenó la creación de una “unidad especial” para perseguir a los rebeldes, que hicieron público su anuncio por medio de un video difundido en las redes sociales.

El mandatario colombiano, además, denunció que los exguerrilleros cuentan con “el albergue y el apoyo” de su homólogo venezolano, Nicolás Maduro.

Los colombianos debemos tener claridad de que no estamos ante el nacimiento de una nueva guerrilla, sino frente a las amenazas criminales de una banda de narcoterroristas que cuenta con el albergue y el apoyo de la dictadura de Nicolás Maduro“, declaró Duque en la Casa de Nariño, sede de gobierno.

En la grabación de uno 30 minutos, aparecen el ex número dos de las FARC, Iván Márquez; el también exguerrillero Jesús Santrich, prófugo de la justicia, y Hernán Darío Velásquez, alias “El Paisa“.

También se puede ver a otros 17 hombres y mujeres armados con fusiles y con carteles de las FARC a sus espaldas.

Reaparece en video exjefe de las FARC, anunciando que retomó las armas

Duque ofreció 3 mil millones de pesos de recompensa (unos 882 mil dólares) por cada una de las personas que aparecen en el video.

No caigamos en la trampa de quienes hoy pretenden escudarse detrás de falsos ropajes ideológicos para sostener sus andamiajes delictivos“, afirmó.

Conversó con Guaidó

El presidente aseguró Duque aseguró también que habló con el opositor Juan Guaidó, al que Colombia y otro medio centenar de países reconoce como presidente interino de Venezuela, para pedirle que capture a los exguerrilleros.

Según el mandatario colombiano, estos se refugian en el país petrolero.

Duque, quien asumió el poder con la promesa de modificar el histórico acuerdo de paz con la guerrilla, por considerarlo “indulgente“, aclaró que su gobierno mantendrá el “compromiso” con los excombatientes que honren lo acordado.

El pacto de paz entre la otrora poderosa guerrilla comunista y la administración del expresidente Juan Manuel Santos derivó en el desarme de unos 7 mil combatientes y la transformación de las FARC en un partido político.

“A los desertores hay que reprimirlos”; la advertencia de Santos a los rebeldes colombianos

El grueso de los excombatientes se mantiene en la legalidad, pero información de inteligencia militar señala que las disidencias, que hasta ahora no tienen una unidad de mando, cuentan con unos 2 mil 300 hombres integrantes, que se dedican principalmente al narcotráfico y la minería ilegal.

*Con información de AFP

Puede desuscribirse en cualquier momento haciendo clic en el enlace que aparece en el pie de página de nuestros correos electrónicos.