Millonario amigo de Trump, acusado de tráfico sexual de menores

El inversor estadounidense Jeffrey Epstein fue arrestado el sábado en un aeropuerto de Nueva Jersey; se le acusa de explotar sexualmente a decenas de adolescentes.

Por Carlos Alfredo Ordoñez

Jeffrey Epstein, un exprofesor de matemáticas de 66 años que hizo fortuna como corredor de bolsa y gerente de fondos de inversiones, fue inculpado este lunes de tráfico sexual de menores en Estados Unidos.

Epstein fue detenido el sábado en un aeropuerto de Nueva Jersey, cuando regresaba a Estados Unidos desde París.

Es acusado de un cargo de tráfico sexual de menores y de un cargo de conspiración para ejercer el tráfico sexual de menores durante al menos cuatro años (entre 2004 y 2005).

Esto, según la acusación de la fiscalía del distrito sur de Nueva York archivada este lunes en la corte.

Epstein enfrenta una pena máxima de 45 años de cárcel.

Jeffrey Epstein Jeffrey Epstein. / AFP

Vestido con un traje azul de prisionero, el multimillonario compareció hoy en una corte de Manhattan ante el juez Henry Pitman, y se declaró no culpable.

Sus abogados pidieron tres días más, hasta el jueves 11, para presentar su dossier y preparar un pedido de libertad bajo fianza.

"Riesgo de fuga extraordinario"

El fiscal del distrito sur de Nueva York, Geoffrey Berman, pide que Epstein permanezca en prisión mientras es juzgado.

Berman sostiene que la sentencia que enfrenta Epstein, "a su edad, equivale a una cadena perpetua, por lo cual tendría razones para huir" del país.

"Hay un riesgo de fuga extraordinario", porque tiene dos jets privados y medios "ilimitados" para escapar, destacó por su parte el fiscal adjunto Alex Rossmiller, en la audiencia.

Autoridades incautaron fotos de jovencitas desnudas de la mansión de Epstein, ubicada en la calle 71, en el barrio Upper East Side, de Manhattan.

El multimillonario "explotó y abusó sexualmente de decenas de chicas menores de edad en sus residencias de Manhattan, Nueva York, y de Palm Beach, Florida, entre otros lugares", señala la inculpación de la fiscalía.

Las invitaba a sus mansiones, las persuadía para que le hicieran masajes que iban tornándose cada vez más sexuales, y "luego pagaba a las víctimas cientos de dólares en efectivo", él mismo o sus empleados.

"También pagaba a algunas de sus víctimas para que reclutaran a más chicas para ser abusadas", indica la acusación.

"Epstein era muy consciente de que muchas de sus víctimas eran menores de edad y como es de esperarse, algunas de las chicas que Epstein presuntamente victimizó eran particularmente vulnerables a la explotación", dijo el fiscal Berman a periodistas.

"Un tipo magnífico"

Entre los amigos de Epstein figuran nombres como el presidente Donald Trump, el expresidente Bill Clinton o el príncipe Andrés, hijo de la reina Isabel II de Inglaterra.

En 2002, en declaraciones a la revista del New York Times, Trump incluso dijo a que Epstein era "un tipo magnífico" que conocía hace 15 años.

Sin embargo, no muchos sabían que Epstein ya había sido declarado culpable de crímenes similares hace 10 años en Florida.

Logró evitar ser acusado penalmente por esos casos, firmando un acuerdo de culpabilidad negociado por sus abogados con Alexander Acosta, exfiscal federal de Miami.

Acosta es actualmente secretario de Trabajo de la administración Trump.

Bajo este acuerdo (que permaneció secreto durante varios años, inaccesible incluso para las víctimas) se declaró culpable de un delito estatal de solicitar prostitución a una menor de edad.

Pasó 13 meses en una cárcel del condado.

*Con información de AFP

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo