Donald Trump culpa a los demócratas por la muerte de niños en la frontera

El pronunciamiento lo hizo en su cuenta de Twitter.

Por Publinews

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, culpó a los demócratas por la muerte de niños en la frontera de su país.

Asimismo, reiteró la necesidad de construir un muro en la zona fronteriza con México.

“Cualquier muerte de niños u otras personas en la frontera es estrictamente culpa de los demócratas”, escribió Trump.

 

Critica políticas

En su mensaje, Trump, del partido republicano, calificó de “patéticas” las políticas de inmigración de sus rivales políticos.

A su criterio, los demócratas permiten que los emigrantes viajen pensando que puede ingresar “ilegalmente” a su país.

“Ellos no pueden. Si tuviéramos un muro, ni siquiera lo intentarían”, afirmó el mandatario.

 

Niños guatemaltecos

Trump también aludió los casos de Jakelin Caal y Felipe Gómez, niños guatemaltecos migrantes que murieron bajo custodia estadounidense.

“Los niños en cuestión estaba muy enfermos antes de ser entregados a la Patrulla Fronteriza”, dijo sin mencionar el nombre de los menores.

Aseguró que el padre de la niña no le había dado agua en días en el viaje. En un segundo tuit, Trump abogó por el muro.

“La Patrulla Fronteriza necesita el muro y todo terminará. ¡Están trabajando muy duro y obteniendo tan poco crédito!”, afirmó.

Los casos

En la primera semana de diciembre se confirmó la muerte de la niña migrante guatemalteca Jakelin Caal de 7 años.

Ella estaba bajo custodia de Estados Unidos luego de haber sido detenida junto con su padre al cruzar la frontera.

El 25 de diciembre fue sepultada la menor en una aldea de Raxruhá, Alta Verapaz.

Además, ese mismo día, murió en un hospital de Nuevo México Felipe Gómez, de ocho años.

Igual que Jakelin, el menor estaba bajo responsabilidad de Estados Unidos, pero agravó su salud y falleció.

Felipe, originario de Nentón, en Huehuetenango, había sido interceptado junto con su padre.

Aunque hace falta el dictamen forense en ambos casos, los niños tuvieron fiebre y vómitos antes de morir.

La Cancillería le solicitó al secretario de Estado, Mike Pompeo, un informe de ambos casos.

Asimismo, abogados que apoyan a las familias y congresistas estadounidenses han exigido una investigación independiente y profunda.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo