Fiscalía peruana incauta inmuebles al expresidente Humala

La fiscalía peruana incautó el lunes cinco inmuebles y cuentas bancarias del expresidente Ollanta Humala y de su esposa, Nadine Heredia, en el marco de la investigación por el caso Odebrecht.

Por Carlos Alfredo Ordoñez

La fiscalía explicó que los inmuebles incautados a Ollanta Humala y su esposa, Nadine Heredia, todos situados en Lima o en sus alrededores, serán entregados al Programa Nacional de Bienes Incautados, "debido a que han sido adquiridos presuntamente con dinero ilícito".

"El fiscal Germán Juárez de fiscalía de Lavado de Activos dirige diligencia de incautación luego de obtener la autorización judicial de cinco inmuebles del expresidente Ollanta Humala", explicó la fiscalía en Twitter.

"La autorización judicial también ordena la incautación de sus cuentas bancarias. Esta diligencia no implica la búsqueda de pruebas", anotó la fiscalía.

La casa donde vive el expresidente con su familia, situada en el distrito limeño de Surco, fue rodeada por policías mientras se notificaba su incautación el lunes.

Humala calificó esta orden como un "linchamiento político" y pidió que lo autoricen a seguir habitando la casa con su esposa y sus tres hijos menores de edad, aunque tenga que pagar un alquiler al Estado.

"No tenemos otra morada. Esta es nuestra única casa familiar, nosotros no tenemos otra casa de familia", dijo Humala ante la prensa, afuera de su hogar. "Este es el primer caso en la historia de la República en que se maltrata a un expresidente y a su familia", agregó.

Ollanta Humala y Nadine Heredia Ollanta Humala y Nadine Heredia salen de su casa el 13 de julio de 2017, antes de ser encarcelados. Foto: AFP

Los otros inmuebles incautados son una casa en el distrito acomodado de La Molina, un apartamento en la zona central de Lima, otra casa en Surco (donde vive la suegra del exmandatario) y un predio rural en Lurín, al sur de la capital. Según medios locales, algunos de estos están registrados a nombre de otras personas.

Humala y su esposa están siendo investigados por el presunto delito de lavado de activos y por supuestos aportes a su campaña de 2001, realizados por la empresa brasileña Odebrecht.

Los efectos del caso Odebrecht en Perú han derivado también en la renuncia del expresidente Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018), una orden de captura internacional contra el exmandatario Alejandro Toledo (2001-2006) y una investigación por sobornos al también exjefe de Estado Alan García (1985-1990 y 2006-2011).

*Con información de AFP y AP

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo