Juan Carlos Monzón recuerda cómo conoció a Baldetti y Pérez Molina

El colaborador eficaz explicó cómo se fue integrando poco a poco al Partido Patriota y cómo fue su primer encuentro con los exgobernantes, ahora encarcelados por señalamientos de corrupción.

Por Kenneth Monzón

Como parte de su declaración en anticipo de prueba del caso Cooptación del Estado, el colaborador eficaz Juan Caros Monzón explicó este lunes cómo conoció al expresidente Otto Pérez Molina y la ex vicemandataria Roxana Baldetti y recordó su primer acercamiento con el extinto Partido Patriota (PP).

Fue en 2010, por medio del exdiputado Edgar Cristiani, que Monzón inició a tener relación con el partido naranja, que en 2012 llevaría al poder a Pérez y Baldetti. Según explicó, esta persona lo invitó a una reunión política en Retalhuleu, que fue organizada por un diputado tío de Cristinani.

De acuerdo con el exsecretario privado de la Vicepresidencia, junto con el exlegislador acudió a la base aérea del sur a bordo de un picop de su propiedad para recoger a los entonces candidatos Baldetti y Pérez, para posteriormente trasladarlos al salón en donde se llevaría a cabo el evento.

“Esa fue la primera vez que yo los conocí y mi participación con ellos”, afirmó.

 

Supervisor y maestro de ceremonias

Después de esa actividad en Retalhuleu, Monzón fue invitado (nuevamente por Cristiani) a otra relacionada con el PP. Se trataba de una cena que tenía como objetivo buscar fondos para la campaña de la organización política.

El evento se llamaba “empresarios amigos de Otto”, recordó Monzón, el nombre se debía a que los convocados eran empresarios que podrían invertir en el partido. “Por eso me invitaron, siendo dueño de la empresa Canchas Deportivas de Guatemala”, refirió.

La cena se realizó en un restaurante ubicado en la plazuela España, en la zona 9 capitalina, y según su relato, Monzón costeó el whisky y otras bebidas que se sirvieron, las mantas publicitarias utilizadas en esa ocasión e incluso terminó participando como maestro de ceremonias.

“Así fue como comencé ya de lleno en esa organización”, dijo Monzón ante el juez.

 

A esto le siguió su integración a un grupo de organización denominado “Células Patriotas”, en donde fue uno de los diez supervisores.

“Recuerdo que me dieron los departamentos más grandes, organizacionalmente hablando, y más grandes en términos económicos de gastos. Me dieron Petén y todos los municipios del departamento de Guatemala. Yo era el encargado de ver la organización de las células, un esquema que se formó para la fijación de personas del partido”, explicó.

A criterio de Monzón, eso lo hicieron en base a que se dieron cuenta que él, por tener el tiempo y los recursos económicos necesarios, podía sufragar los gastos. “En ningún momento alguien me ofreció un centavo para poder pagar los viáticos del equipo que conformé, que era como de cinco o seis personas”, manifestó.

Ya en ese sistema de células, fue que conoció directamente a Baldetti, cuando a ella se le presentaron de manera oficial los supervisores de cada sector.

Así fue la integración de Monzón en el PP, que aunque se suspendió por algún tiempo, lo llevó a ser uno de los colaboradores de confianza de Baldetti, hasta llegar a ser nombrado como su secretario privado al llegar ella a la Vicepresidencia.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo