VIDEO. Se cumplen 23 años de la tragedia que enlutó a Guatemala

Aquella noche trágica del 16 de octubre de 1996 los gritos de gol se convirtieron en llantos de dolor.

Por Oscar Coronado

Este 16 de octubre se cumplen 23 años de la tragedia futbolística ocurrida en el entonces estadio Mateo Flores.

Y que enlutó al país y Centroamérica. 

En la mente de las personas y aficionados aún están aquellas imágenes tristes y desgarradoras.

Una fila de muertos sobre la pista de tartán de la máxima instalación deportiva. 

Todo ocurrió previo al duelo entre las selecciones de Guatemala y Costa Rica, partido eliminatorio rumbo a Francia 1998.

Ups, no se encuentra el tuit. ¿Tal vez lo eliminaron?

Ante la falsificación y reventa de boletos para ingresar al estadio de la zona 5, eso llevó a que dicho estadio superara su máxima capacidad.

Dejando personas, con boleto adquirido, sin poder entrar al recinto. 

Por ello, muchos decidieron ingresar a la fuerza derribando una de las puertas al lado sur del estadio Mateo Flores.

Y se provocó una avalancha humana que dejó 84 personas muertas y más de 200 heridas, entre niños, mujeres y hombres.  

Testimonios desgarradores 

Muchas historias tristes se contaron en aquella oportunidad.

Familias que por ir a un evento deportivo encontraron la muerte y no los goles.

Los gritos de alegría fueron transformados en llantos. 

Niño pidió ir a ver el partido y salió en ataúd 

Hace algunos años, Repretel, televisora costarricense, recolectó una serie de testimonios de los seleccionados ticos.

Y ahí, se conoció la historia del técnico de la tricolor, Valdeir Vieira.

El camarógrafo de Repretel contó que un niño deseaba observar a Costa Rica en el estadio Mateo Flores y se lo pidió a Vieira.

El técnico de los ticos cumplió el sueño del menor, y tras la tragedia, Vieira se encontró entre los muertos al menor que le pidió asistir esa noche al juego eliminatorio. 

 

Futbolistas lamentan la muerte

Martín Machón y Juan Carlos Plata, jugadores guatemaltecos que iban a ser protagonistas de aquella noche.

Comentaron que ha sido uno de los momentos más difíciles en su carrera. 

Machón dijo en su momento que fue impactante observar la gran cantidad de muertos tendidos en la pista del Mateo Flores.

Por su parte, Juan Carlos Plata, dijo que muchos futbolistas entraron en pánico ya que ahí en los graderíos también estaban algunos familiares. 

Tras esa tragedia, Guatemala fue inhabilitada para realizar partidos en su estadio.

Y los compromisos restantes fueron disputados fuera de nuestro país. 

Las autoridades gubernamentales iniciaron investigaciones sobre el tema.

Y llegaron a la conclusión de que hubo una sobreventa de boletos para un estadio donde la capacidad era no más de 35 mil aficionados. 

Ese día ingresaron, según reportes de medios de comunicación, casi 45 mil aficionados. 

Hasta el 2015, la capacidad del estadio de la zona 5 era de 15 mil 467 personas, luego de que la Confederación Deportiva Autónoma de Guatemala (CDAG) atendiera algunas recomendaciones hechas por la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred). 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo