Capitán de Nigeria confesó el secuestro de su padre previo a jugar ante Argentina

La confesión del volante nigeriano ha impactado al mundo del futbol.

Por Reina Damián

Obi Mikel contó el drama que vivió horas antes de enfrentar a Argentina en el Mundial, cuando una llamada lo llenó de temor al informarle que su padre había sido secuestrado.

El capitán de la Selección de Nigeria ya no pudo más y rompió el silencio sobre las horas de angustia que vivió en la previa del crucial enfrentamiento, en el que tuvo que saltar a la cancha pensando en su papá.

Foto: EFE Foto: EFE

El volante dijo que mientras viajaba en el microbús de Nigeria hacia San Petersburgo para medirse ante la albiceleste, un integrante de su familia lo llamó para darle la terrible noticia. En cuanto supo del secuestro, se comunicó con las personas que mantenían cautivo a su padre, para arreglar el rescate.

“Recibí una llamada cuatro horas antes del inicio del partido para contarme qué había pasado. Me dijeron que lo matarían si se lo informaba a las autoridades o se lo contaba a alguien. Tampoco quería discutirlo con el entrenador porque no quería que mi problema se convirtiera en una distracción para él y el resto del equipo el día de un juego tan importante”, le contó Mikel al medio inglés “The Guardian”.

Foto: EFE Foto: EFE

“Estaba emocionalmente angustiado, confundido, y tuve que tomar una decisión sobre si estaba mentalmente listo para jugar. No sabía qué hacer pero, al final, supe que no podía dejar a 180 millones de nigerianos. Tuve que cerrarlo de mi cabeza, suprimir el trauma e ir a representar a mi país. Jugué mientras mi padre estaba en manos de ladrones”, agregó.

Esta es la segunda vez que su padre es secuestrado: la primera fue en 2011, también en Nigeria.

My three little firecrackers ♥️ #family

A post shared by Mikel Obi (@mikel_john_obi) on

Después de una semana, su papá fue liberado en las últimas horas por las fuerzas de seguridad de Enugu y aún no hay detenidos. El papá de Mikel fue obligado a caminar cinco kilómetros bajo una intensa lluvia hasta donde fue retenido, se conoce que Obi pagó 24 mil euros por su rescate.

“Agradezco a las autoridades policiales por sus esfuerzos de rescates. Desafortunadamente, mi padre ahora está en el hospital por la tortura que recibió durante su captura”, lamentó el jugador.

A post shared by Mikel Obi (@mikel_john_obi) on

Busca nuestro especial del Mundial Rusia 2018 en www.publinews.gt y ¡Vive al máximo esta fiesta del futbol con lo más importante de las noticias!

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo