Enfermedad celiaca e intolerancia al gluten: ¿Cuál es la diferencia?

Aunque son similares, los efectos que producen ambos padecimientos difieren entre sí.

Por Rebeca Javier

Desde hace poco tiempo, los alimentos destinados para dietas especiales han estado más presentes que nunca en los supermercados. Entre estos productos, destacan los que tienen la etiqueta “Libre de gluten”. Estos están orientados a quienes no pueden consumirlo o deseen no hacerlo.

¿Qué es el gluten?

Es un grupo de proteínas que está presente en los granos de cultivo más comunes: trigo, cebada y centeno, por mencionar algunos. Como consecuencia, también está presente en algunos de los alimentos más consumidos: pasta, pan, harinas y cereales.

Por esta razón, quienes sospechen padecer una reacción contraria al gluten deben prestar atención a los siguientes síntomas:

  • Sensación de pesadez
  • Dolor abdominal
  • Sensación de cansancio
  • Dolores de cabeza
  • Problemas en la piel
  • Dolor muscular

Estos son solo algunos de los síntomas más comunes que se presentan en quienes tienen problemas al consumir gluten. Después de identificarlos, es necesario consultar con un especialista, quien será el encargado de ofrecer el diagnóstico que corresponda.

Muchos alimentos comunes contienen gluten Muchos alimentos comunes contienen gluten. / Pixabay

 

 

La enfermedad celiaca y la intolerancia al gluten son dos padecimientos que suelen confundirse entre sí, pero que son distintos.

 

Enfermedad celiaca

La enfermedad celíaca se puede diagnosticar con tres pruebas de laboratorio: la primera es a través de una serología, es decir, con un análisis de sangre. Las pruebas genéticas también pueden ser una manera de detectar la enfermedad celiaca, ya que la presencia de los genes DQ2 y DQ8 suelen sugerir un diagnóstico positivo. La tercera prueba consiste en realizar una biopsia intestinal, ya que permite determinar si hay lesiones en el intestino delgado. Esta última es la más conocida y la más fiable de las tres. Como tratamiento, es crucial evitar cualquier alimento que pueda contener gluten, incluso los que lo tienen en cantidades pequeñas. De no ser tratado adecuadamente, el intestino de la persona celiaca se deteriora de manera considerable.

Intolerancia al gluten

Esta intolerancia suele ser diagnosticada más veces que la enfermedad celiaca.  No se debe al sistema inmune, sino a una producción deficiente de enzimas digestivas. En el caso de quienes son intolerantes, no deben seguir una dieta tan estricta, pero se deben controlar las reacciones del organismo.

Opciones alternativas de alimentos

Una queja muy común entre quienes buscan alimentos sin gluten es el alto costo de los mismos. Sin embargo, existen productos más económicos que pueden ser utilizados como sustitutos. El amaranto, los frijoles, el arroz y el maíz son algunos ejemplos de alimentos que no contienen gluten y que son bastante accesibles.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo