¡Adiós abdominales! Con este ejercicio delinearás tu cintura y tonificarás tu abdomen

Si estás interesada en delinear tu cintura y fortalecer tu abdomen, sin duda esta disciplina es para ti.

Por Publinews

El spinning es una actividad que cuenta con muchísimos beneficios.

Pero ¿qué es el spinning?

El spinning es un ejercicio aeróbico que se practica en bicicletas estáticas, en un lugar cerrado al ritmo de la música.

Al practicarse en grupo, con música y un instructor, es un ejercicio que no resulta aburrido y de hecho es muy activo de modo que puede que en una primera clase lo hayas pasado algo mal, pero una vez te acostumbras la media hora o la hora de clase se te puede pasar volando.

Fue el ciclista y profesor norteamericano Jonathan Goldberg quien crea el spinning en 1992. Desde entonces miles de personas se han ido sumando a practicar spinning o ciclismo indoor, de forma habitual.

Actualmente los ejercicios considerados de “cardio” y que benefician a nuestro corazón y a nuestro organismo son los que más se practican en los gimnasios. De este modo, junto al aerobic, el spinning sería un ejercicio o una práctica deportiva que encontrarás más que recomendable si te quieres mantener en forma.

Ejercicio

Existen cuatro posturas básicas 

Sentado. En esta postura puedes manipular fácilmente las intensidades que tu cuerpo soporta. Las principales zonas que se trabajan son cadera y piernas.

Semi sentado. Esta postura es prácticamente igual a la anterior, pero la diferencia está en que debes mantener los glúteos separados del asiento, por lo que la zona que más se trabaja es precisamente esa.

De pie. Debes estar de pie, con la espalda recta y perpendicular al suelo. Tus brazos sujetan el manubrio, pero sobre ellos recae poca fuerza. Esta postura es perfecta para trabajar la espalda baja, glúteos y muslos. Debido a que es de las posturas más complicadas, debes ajustar tu bicicleta con la mayor carga (resistencia) que puedas, así aunque la hagas poco tiempo, el trabajo será muy efectivo.

De pie hacia adelante. Debes realizarla despegada al asiento pero tus brazos deben apoyados en el manubrio en tercera posición, es decir, hasta el frente. El peso debe estar apoyado en la parte superior de tu cuerpo para nivelar el esfuerzo con las piernas. Esta postura inclinada te permite hacer mucha fuerza y trabajar zonas difíciles como la cintura y abdomen.

No olvides que todas las posturas pueden tener variantes, por lo que una combinación adecuada de ellas te permitirá trabajar partes clave de tu cuerpo. Si haces un poco de fuerza en abdomen en cualquier postura que realices, no solo tonificarás las piernas, también tu vientre. Por ultimo, no olvides que la carga (resistencia) que pongas en tu bicicleta durante tus rutinas hará cada vez más efectivos los ejercicios y te ayudará a quemar más calorías.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo