Mi socio

"Cada caso de emprendimiento es totalmente distinto".

Mi socio

Cuando pensamos en emprender un nuevo negocio, surgen muchas dudas y temores. Siendo uno de las más comunes, la disyuntiva de emprender el proyecto con un socio o por el contrario tirarnos a la piscina con nuestros propias habilidades y  recursos.

Si a esto le sumamos la presión de tener que tomar las decisiones correctas, elaborar un plan estratégico que sea efectivo, y conseguir los recursos económicos para desarrollarlo, probablemente nos desanimemos y nos quedemos únicamente con la idea y el deseo de hacerlo, sin atrevernos a zarpar el viaje del emprendimiento.

Una de las cosas que más agrada a quienes emprenden es la posibilidad de ser su propio jefe, lo cual es una gran ventaja; sin embargo, también una gran responsabilidad.

Cada caso de emprendimiento es totalmente distinto, a pesar de estar en el mismo tipo de negocio, no podemos generalizar, ya que todo dependerá de las personas involucradas en cada uno.

Te presento algunas ventajas y desventajas de emprender por tu cuenta:

Ventajas

  • Ser el único que toma las decisiones, a pesar de no ser siempre las correctas.
  • Tener la posibilidad de manejar el negocio a su antojo.
  • No tener la necesidad de darle cuentas a nadie de los gastos en que se incurre, cómo se invierte el dinero ni de las pérdidas o ganancias.
  • Administrar tu tiempo y el tiempo que le dedicas a tu familia. Dedicándole a la empresa el tiempo que puedes o que calcules conveniente.
  • Dejarle a tus hijos una empresa 100% propia como herencia.
  • Tener la posibilidad de incluir a un socio más adelante, cuando lo creas necesario.

Desventajas

  • No tener con quién dividir las tareas, las responsabilidades ni las atribuciones.
  • Desempeñar el papel de gerente, asistente, cobrador, vendedor y mensajero.
  • La fluctuación de los ingresos. Cuando se gana con base en lo que se vende, cada mes es distinto a otro. Hay que administrar muy bien el dinero, ya que en un mes te puede ir increíble y en el otro puedes no facturar un solo quetzal.
  • Tener toda la responsabilidad de los errores si la empresa fracasa.
  • No tener en quien apoyarte en casos difíciles con clientes o quien se haga cargo del negocio cuando estés de vacaciones.
  • Ser el único motor que trabaja de corazón por la rentabilidad de la empresa y el logro de los objetivos.

Como vemos, son muchas las ventajas, pero como en todo, también existen desventajas.

La próxima quincena veremos las ventajas y desventajas de emprender con uno o más socios y así podremos evaluar cuál es el escenario que más nos conviene para nuestro emprendimiento.

Si vas a emprender solo o ya lo hiciste, debes también tomar en cuenta que debes trabajar en las habilidades que te ayudarán a lograr pronta y permanentemente los objetivos, tanto para el negocio como para tu desarrollo profesional.

El objetivo es crecer, tú decides si es solo o acompañado.