Juan Manuel Funes

Latinos han sobresalido en Brasil

Foto: Publinews Foto: Publinews

Después de 36 partidos jugados y completar la segunda ronda de partidos en cada grupo, el desempeño de los latinoamericanos es la nota especial del Mundial en donde sin lugar a dudas Chile y Costa Rica se llevan las palmas y el reconocimiento por mostrar en plenitud los cuatro aspectos que hacen un equipo ganador.

Desde el primer segundo de juego le demostraron al rival que le jugarían sin complejos, presentaron una gran capacidad táctica, acompañada de una excelente técnica, con pases y jugadas que sorprendieron a los rivales y limitaron su capacidad de reacción y, por si fuera poco, hicieron gala de un fantástico estado físico y terminaron los partidos con gran ritmo, con victorias en sus dos primeros juegos.

Chile dejó sin posibilidad de clasificar a España, actual campeona del mundo y una de las candidatas para estar en las finales.

Costa Rica enfrentó y superó en el marcador y futbolísticamente a dos campeones del mundo, futboleros por excelencia y candidatos al título, nada más y nada menos que a Uruguay y a Italia.

Colombia también ganó sus dos primeros juegos, pero aún no enfrenta a rivales de tradición y candidatos al título.

Estados Unidos y México también mostraron un nivel de juego que superó las expectativas, sobre todo en el caso de México, que no tuvo una buena eliminatoria pero definió bien su pase a los octavos de final con una victoria frente a Croacia. Estados Unidos deberá ir a todo o nada frente a Alemania, tres veces campeón y cuatro subcampeón del mundo.

Argentina y Brasil, las dos potencias latinoamericanas aún están en deuda con sus seguidores, aunque ambos ya sellaron el boleto a los octavos de final.

De aquí en adelante nos esperan juegos de gran emoción, ojalá que los latinoamericanos mantengan el nivel y logren que la copa se quede en nuestro continente.