Papa llama a Peres y a Abas preocupado por Gaza

También envió un breve mensaje de solidaridad al párroco de Gaza, el misionero argentino Jorge Hernández...

Por: Publinews

AFP AFP
CIUDAD DEL VATICANO. El papa Francisco llamó por teléfono este viernes al presidente israelí saliente, Shimon Peres, y al líder palestino Mahmud Abas para comunicarles su “enorme preocupación” por “la situación de conflicto” en la Franja de Gaza, indicó en un comunicado el Vaticano.

“Lamento el clima de hostilidad creciente, de odio y sufrimiento para esos dos pueblos, lo que está generando numerosas víctimas y creando una situación de emergencia humanitaria”, dijo el pontífice, quien se ha pronunciado en varias ocasiones por la paz entre israelíes y palestinos y viajó a finales de mayo a la región.

El pedido de Francisco fue hecho mientras Israel cumple una ofensiva terrestre en la Franja de Gaza que pretende destruir las infraestructuras y el armamento del movimiento islamista palestino Hamas a pesar del riesgo para los civiles.

Como lo hizo durante su viaje a finales de mayo a Tierra Santa (Jordania, Jerusalén y Belén), Francisco instó “a todas las partes involucradas y a aquellos que tienen responsabilidades políticas a nivel local e internacional a comprometerse para que cesen las hostilidades”.

En su mensaje, el papa pide una “tregua”, así como “paz y reconciliación de los corazones”.

El pasado 8 de junio Francisco reunió en el Vaticano para una inédita plegaria al presidente israelí Peres y al líder palestino Abas, a quienes instó a “derribar los muros de la enemistad” y a tener el “valor” de lograr la paz en Medio Oriente.

Este mismo viernes, el papa envió un breve mensaje de solidaridad al párroco de Gaza, el misionero argentino Jorge Hernández, publicado por el portal internet Vatican Insider.

“Los acompaño con mi oración y mi cercanía”, escribió Francisco, quien se informó sobre la situación de la pequeña comunidad católica de Gaza, formada por unas 200 personas, después de que el 16 de julio tres misiles destruyeran una casa de frente a la parroquia de la Sagrada Familia, a donde habían sido traslados unos treinta niños discapacitados y diez ancianas a cargo de las hermanas de la comunidad Madre Teresa. AFP

Loading...
Revisa el siguiente artículo