Arrestan en EE. UU. a periodista proinmigrantes

José Antonio Vargas se ha declarado abiertamente como indocumentado. Es ganador de un Pulitzer

Por: Publinews

Foto tomada del sitio web Foto tomada del sitio web

LOS ANGELES. Agentes de la Guardia Fronteriza de Estados Unidos detuvieron este martes en un aeropuerto de Texas (suroeste) a José Antonio Vargas, un activista que defiende los derechos de los indocumentados y ganador de un premio Pulitzer de periodismo.

“Sí, lo tenemos detenido”, confirmó a la AFP Joe Gutiérrez, un portavoz de la Guardia Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés), sin añadir más detalles sobre el arresto.

La organización “Define American”, fundada por Vargas, explicó en un comunicado que el activista fue detenido cuando se disponía a tomar un vuelo a Los Angeles desde McAllen, epicentro en el último mes de la llegada masiva de menores procedentes de Centroamérica que cruzan solos la frontera.

Vargas se desplazó hasta esta localidad de Texas para ver de primera mano la situación de los cientos de personas que a diario llegan de forma clandestina a Estados Unidos huyendo de la violencia y la pobreza de su país.

“Entendemos que está siendo interrogado por los agentes de la Guardia Fronteriza”, señaló Ryan Eller, director de la organización.

Eller pidió al presidente Barack Obama y al secretario de Seguridad Interior Jeh Johnson su colaboración para que Vargas sea puesto en libertad “de forma inmediata”.

“Nuestros país es mejor que esto -más humano, más compasivo- y estamos luchando por un Estados Unidos mejor: un país que amamos pero que todavía no nos reconoce”, manifestó el activista en el mismo comunicado.

Foto toma de su Twitter Foto toma de su Twitter

Poco antes de ser detenido, Vargas escribió en su cuenta de Twitter que iba a pasar a el control de seguridad del aeropuerto de McAllen. “No sé lo que va a pasar”, reveló el activista, que en 2008 ganó un Pulitzer por su trabajo con un equipo de investigación del diario The Washington Post.

En otro tuit colgó una fotografía con su pasaporte filipino y un ejemplar pequeño de la Constitución estadounidense.

“Los únicos documentos de identidad que tengo para pasar la seguridad” del aeropuerto, escribió Vargas para acompañar la imagen.

Los centros de detención de la Guardia Fronteriza situados a lo largo de la frontera con México están saturados, en parte por la llegada desde octubre pasado de más de 57.000 menores sin la compañía de un adulto en busca de un futuro mejor. AFP

Loading...
Revisa el siguiente artículo