Gobernación señala cuáles son los municipios más afectados por las extorsiones

El ministro de Gobernación destacó que se ha golpeado fuertemente a las organizaciones delictivas dedicadas a la extorsión y señaló que combatir ese delito es la prioridad de esa cartera para 2018.

Por Nancy Alvarez

Este martes, en el programa A Primera Hora, de Emisoras Unidas, el ministro de Gobernación, Francisco Rivas, se refirió a diversos temas, entre ellos, las extorsiones y los operativos de seguridad que se llevan a cabo en el país.

De acuerdo con el funcionario, la prioridad para la cartera a su cargo en el 2018 es el combate de las extorsiones, por lo cual están enfocados en trabajar de forma interinstitucional con el objetivo de generar condiciones de seguridad para la población.

A criterio de Rivas, este fenómeno debe abordarse de forma integral, pues algunas de las personas que se integran a estas acciones delictivas no han tenido las oportunidades de desarrollo adecuadas.

“Mucha gente es cooptada por organizaciones criminales, especialmente mujeres, niños, adolescentes y personas de la tercera edad, por no tener oportunidades de desarrollo y crecimiento. Les ofrecen Q100 para ir a dejar un teléfono o Q400 para prestar su cuenta monetaria”, dijo.

Por ello, aseguró que Gobernación pretende vincular a los ministerios relacionados con temas de carácter económico, social y cultural para atender a los grupos más vulnerables con el objetivo de evitar alejarlos de la criminalidad.

“La prevención es parte de la política de Gobierno y es prioridad para el ministerio de Gobernación. Fortalecer las capacidades para la prevención del delito es a lo que el país tiene que apostar”, aseguró el entrevistado.

Acciones

Rivas se refirió a las acciones que han llevado a cabo las fuerzas de seguridad para combatir este flagelo.

Según explicó, durante su administración se han desarticulado 50 clicas de las pandillas del Barrio 18 y de la Mara Salvatrucha, y han sido sindicadas más de mil personas por extorsión, lo cual aseguró son “números alentadores”.

De acuerdo con Rivas, se calcula que eran unas 75 organizaciones criminales las que operaban en el país y tenían como actividad específica la extorsión para obtener recursos económicos.

Asimismo, el funcionario afirmó que la extorsión es uno de los delitos que más afecta a la población guatemalteca y no solo proviene de esas agrupaciones, sino también de delincuentes comunes e imitadores que se aprovechan de las circunstancias y extorsionan por medio de la misma modalidad que las redes existentes.

Por ello, aseguró que la lucha contra las extorsiones es una de las prioridades de parte de las instituciones de seguridad y justicia y hay un plan para abordar, que incluye el replanteamiento para la atención del delito de forma interinstitucional.

E instó a los ciudadanos a tener confianza en las autoridades y denunciar si son víctimas de extorsionistas.

Lee también: Ministro pide a telefonías que bloqueadores de señal en cárceles realmente funcionen

Acerca de las extorsiones en Guatemala

El ministro de Gobernación señaló otros aspectos relacionados con el tema del cobro de extorsiones en el país.

  • El municipio más afectado por las extorsiones a nivel nacional es la Ciudad de Guatemala, y le siguen Mixco y Villa Nueva.
  • Hay estructuras que usan el sistema bancario para manejar el dinero que obtienen de forma ilícita.
  • Algunas entidades bancarias colaboran con las autoridades alertándolas cuando observan transacciones sospechosas e incluso ponen denuncias en el Ministerio Público y la Policía Nacional Civil, pero hay otras que no lo hacen y de cierta manera permiten a los delincuentes hacer esas acciones.
  • El patrón que utilizan los grupos de extorsión es entregar celulares a las potenciales víctimas, a donde les llaman o les envían mensajes para solicitarles dinero bajo amenazas. Posteriormente reciben el dinero exigido por pagos “mano a mano” o en depósitos en bancos.
  • “Si no se cumple (con los requerimientos de los extorsionistas), ellos actúan con violencia, atentando contra la instalación física del comercio que estén extorsionando o contra la integridad y vida de las personas”, dijo Rivas.

  • Se estima que entre el 30% y 40% de extorsiones surgen desde el interior de las cárceles del país.
  • El 90% de extorsiones son perpetradas por las estructuras criminales del Barrio 18 y Mara Salvatrucha. Estas se originan a lo interno de la cárcel como a lo externo.
  • Ni los bloqueadores de señal telefónica que fueron administrados por el Estado ni los instalados por las empresas de telefonía han funcionado correctamente. En algunos centros penitenciarios están colocados en puntos donde pueden ser “boicoteados”, en otros no, pero igual no funcionan de forma adecuada.
  • Para abordar el tema de inhibir la señal telefónica en las cárceles, se ha establecida una mesa de diálogo entre la gremial de empresas de telefonía y autoridades de Gobernación. El ministro pidió la colaboración de las compañías para que no exista comunicación telefónica en las prisiones.
Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo