Bomberos Voluntarios presentan denuncia por falsa alarma de desplome de avioneta

El pasado 8 de agosto, ingresó al centro de llamadas 122, que pertenece a ese cuerpo de socorro, una alerta sobre la caída de la aeronave.

Por Nancy Alvarez

El Benemérito Cuerpo Voluntario de Bomberos (CVB) presentó este viernes una denuncia penal por la falsa alarma de emergencia relacionada con el desplome de una avioneta en Fraijanes.

El pasado 8 de agosto, ingresó al centro de llamadas 122, que pertenece a ese cuerpo de socorro, una alerta sobre la caída de la aeronave. De forma inmediata se movilizaron unidades de bomberos Voluntarios, Municipales y Cruz Roja. Sin embargo, se determinó que en realidad la emergencia no ocurrió.

César Calmo, abogado del CVB, explicó que a las 15:50 horas de hoy presentaron la denuncia en la oficina de Atención Permanente del Ministerio Público (MP), ubicada en Gerona, zona 1.

“En realidad nosotros denunciamos un hecho y será el MP el encargado de hacer la imputación que legalmente corresponda, si en caso se individualizara a la persona y se establecieran los hechos", indicó.

Lee también: ¿Cuántos bomberos, ambulancias y recursos se movilizaron por broma de avioneta?

Indicios

El abogado detalló que proporcionaron una serie de indicios al ente investigador, entre los cuales se encuentran las publicaciones de redes sociales en las cuales una persona se atribuye la responsabilidad en el caso.

Además, se adjuntaron copias de los reportes relacionados con la supuesta emergencia, en uno de los cuales aparece el número de teléfono desde donde se hizo la llamada de alerta.

Calmo dijo que el artículo 32 de la Ley Orgánica del CVB establece que cualquier persona que realice una llamada falsa será sancionada conforme al Código Penal.

“Este último, en su artículo 392, detalla el delito de intimidación pública, y es con base a ese que se denunció”, añadió el entrevistado.

Artículo

El capítulo IV del Código Penal se refiere a los delitos contra el orden público, entre estos el de intimidación pública.

El artículo 392 de la referida ley indica: “Quien, para infundir temor público, causar alarma o suscitar tumultos o desórdenes, haga estallar petardos o cualquier otro artefacto análogo, o utilice materias explosivas, o amenazare públicamente con un desastre de peligro común, será sancionado con prisión de seis meses a dos años”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo