Plazas "fantasma" se pueden presentar en dos modalidades, según expertos

Según los entrevistados, ahora los casos de este tipo se hacen de forma “menos descarada”.

Por Nancy Alvarez

El tema de las plazas “fantasma” fue abordado hoy durante el programa A Primera Hora, de Emisoras Unidas. Como invitados participaron Luis Fernández Molina, exmagistrado de la Corte Suprema de Justicia (CSJ); y Marvin Flores, investigador de Acción Ciudadana.

Al definir qué es una plaza “fantasma”, Fernández expresó: “es un mecanismo para succionar, robar y ordeñar al Estado”.

Los entrevistados detallaron que este tipo de plazas se presentan en dos modalidades, las cuales definieron de la siguiente manera:

  • a) Las personas son contratadas en una entidad del Estado y no se presentan a trabajar, pero sí cobran su salario u honorarios.
  • b) Las personas a quienes por “favores políticos” les otorgan un puesto laboral sin que tengan las capacidades y conocimientos necesarios para ocuparlo. Los contratados generalmente se presentan algunas veces al lugar de trabajo.

Lee también: Pedro Muadi y otras 30 personas son enviadas a juicio por caso “Plazas fantasma”

Flores y Fernández detallaron que esto ha ocurrido en los renglones presupuestarios 011, 022, 029, 031 y otros. Y según el exmagistrado, los renglones donde hay más facilidad para crear estas plazas son los 022 y 029; mientras que en el 011 se dificulta.

De acuerdo con Flores, en la primera de las modalidades existe una distribución de los ingresos económicos entre quienes son contratados y quienes facilitan esa contratación.

“Se piden los primeros tres salarios, una cantidad fija, o un porcentaje del salario durante todo el tiempo que la persona desempeñe el cargo”, explicó.

Y, sobre la segunda, el investigador dijo que se utiliza “para satisfacer a quienes apoyaron campañas electorales como una manera de clientelismo político”.

En tanto, el exmagistrado manifesetó que “al nombrar a alguien no capaz inicia la corrupción, pues aunque sí existe la persona, no es competente para el puesto”.

¿Continúan existiendo “plazas fantasma”?

Flores detalló que actualmente hay una disminución con relación a los casos de plazas “fantasma”, en comparación con los que salieron a la luz en los años 2014 y 2015.

“Ahora se hace de forma más matizada, no con personas que no se presentan, sino con personas que no tienen la capacidad para el puesto”, añadió.

Acciones necesarias

Flores consideró que para combatir esta problemática hace falta hacer reformas profundas en el país en el tema de servicio civil y tener un inventario del recurso humano del Estado.

Por su parte, Fernández coincidió en la necesidad de reformar la Ley de Servicio Civil. Y añadió que para evitar que se den estas anomalías, los sindicatos deben denunciar cuando ubiquen una plaza “fantasma”.

Agregó que otro aspecto importante para contrarrestar esto es hacer efectiva la Ley de Acceso a la Información Pública, pues así puede darse una fiscalización constante de las plazas en las entidades del Estado.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo