Inicia la Cuaresma con el rito de la imposición de ceniza

Publinews platicó con los sacerdotes Manuel Abac y Roberson Rodríguez, quienes explicaron sobre los orígenes de este acto penitencial y el inicio de la Cuaresma.

Por Esvin Lopez

El tiempo de Cuaresma da inicio con el Miércoles de Ceniza mañana, 1 de marzo, cuando en todas las iglesias católicas de Guatemala y el mundo los sacerdotes impongan la ceniza en forma de cruz en la frente de los feligreses o bien les coloquen un poco encima de la cabeza, como ocurre en algunas regiones.

Publinews platicó con los sacerdotes Manuel Abac y Roberson Rodríguez, quienes explicaron sobre los orígenes de este rito y sobre las prácticas penitenciales que la iglesia pide a la feligresía.

¿Qué es el rito de la imposición de ceniza?

Los ramos significan triunfo y la ceniza simboliza la limitación humana en la vida, explica el padre Roberson Rodríguez.

Por su parte, el padre Abac nos comenta que esta tiene su base en el Antiguo Testamento.

El libro de Job y el libro de Jonás nos cuentan que, a modo de arrepentimiento, las personas se vestían de sayal (tela rústica), se rapaban la cabeza y se llenaban de tierra, y aunque no dice exactamente ceniza, es lo que se interpreta de la Biblia".

Esta es la base o raíces para lo que después significará el Miércoles de Ceniza. Además, este rito abre el tiempo de cuarenta días de penitencia y preparación, tal como lo haría Jesús en el desierto, según la Biblia.

¿Cómo se prepara la ceniza que se impondrá?

La ceniza es obtenida de los ramos que se bendicen en el Domingo de Ramos del año anterior y que se queman pocos días antes del Miércoles de Ceniza. Se mezcla con el agua bendita de la Santa Misa. La imposición la hace el papa y todas las iglesias del mundo entero, indica el padre Rodríguez.

La ceniza y el inicio de la Cuaresma

Antes, la Cuaresma era muy exigente, los cuarenta días eran sin comer carne. Hoy, la iglesia pide ayuno Miércoles de Ceniza y Viernes Santo, además, los viernes de Cuaresma de no comer carne. Pero entonces se inventaron las fiestas carnestolendas donde se comía mucha carne, se hacía relajo y de ahí se origina el carnaval”, comenta el padre Abac.

En Miércoles de Ceniza y Domingo de Ramos no hay templo que alcance porque llega muchísima gente. Lamentablemente, muchos se quedan con el símbolo externo, y hasta de superstición, porque algunos ya solo llegan a la imposición de la ceniza o a que le echen agua al ramo pensando en que si no lo consiguen podría pasar algo.

[gallery gallery_type="article-fullwidth" gallery_text="Miércoles de Ceniza" ids="766909,766910,766912,766911,766914,766917,766915,766916,767007,767009"]

Los actos penitenciales

El padre Abac indica que, aparte de los cortejos procesionales como actos penitenciales en Cuaresma y Semana Santa, hay otras actividades que muchos católicos no atienden o desconocen.

  • Confesiones. Hay mucha gente que sí atiende al llamado de este sacramento en ésta época, es importante.
  • Vía crucis. Todos los viernes se revive la pasión y muerte de Jesucristo con las catorce estaciones que nos recuerdan su tortuoso camino.
  • Preparación a la Resurrección. La vigilia pascual es la más importante de la iglesia y tristemente algunos católicos nunca la han vivido, afirma el párroco.

La gente se queda con la Cuaresma, con el Viernes Santo y el sábado ya se va a la playa y se acabó todo. Pero es ahí donde empieza la fiesta más grande de la iglesia católica, el triunfo de Jesús; lo más grande que tenemos la fe cristiana”.

La Cuaresma solo me prepara para la gran fiesta de la Pascua, dice el padre Abac.

¿Por qué cree que la gente se queda con el Viernes Santo?

Hay varias teorías de por qué pasa eso. Una de ellas es que somos un pueblo sufrido, que lleva mucho su cruz, entonces se identifica más con un Jesús sufriente, crucificado. Pero la fiesta más importante que tenemos los cristianos es la Resurrección. Lo dijo San Pablo: "Si Cristo no hubiese resucitado, vana sería nuestra fe".

Un mensaje para la feligresía católica…

El mensaje del Evangelio es que nos convirtamos, sobre todo en estos tiempos llenos de violencia y problemas.

A la gente que anda en muerte, le pedimos que deje de asesinar. Pero también se necesita que haya más espacios de empleo, más trabajo. Todos tenemos que poner de nuestra parte. Busquemos la manera de formarlos y educarlos para que se puedan integrar a una sociedad donde podamos tender una mano al necesitado". resalta el padre Manuel Abac.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo