Luis Fernando, el pintor que apostó por ser su propio jefe

Este artista se gana la vida vendiendo sus obras sobre el tradicional paseo de zona 1.

Por Álvaro Alay

 

 

 

Con la compañía de su perro Zeus, Luis Fernando se ubica sobre el Paseo de la Sexta, zona 1, en donde pinta, hace retratos y tiene su galería de cuadros, los cuales están a la venta.

El artista comenta que ha solicitado los permisos necesarios para estar en ese lugar.

“No nos apoderamos de los espacios, sino que compartimos cultura”, comenta el pintor, quien recuerda que a los 16 años obtuvo asilo político en Estados Unidos, por el conflicto armado interno que se vivió en el país. Estuvo en Nueva Orleans, donde estudió topografía.

“Allá se hace el dinero más rápido, es decir, te pagan a la semana”. “En Guatemala, si quieres salir adelante, tienes que empezar desde abajo, es difícil, pero satisfactorio”, comenta.comparte su trabajo.

 

“Si nos comportamos como la gente de élite, nos quedamos estancados y nos alejamos de lo que realmente queremos para la sociedad”.

Luis Fernando explica que, como no hay trabajo, cada persona tiene que buscar una fuente de ingreso, pero reconoce que tampoco quiere ser obrero, por lo que le apostó a ser su propio jefe y convertirse en un pequeño empresario, esto, porque vienen clientes y le piden pinturas o cuadros específicos y, cuando no se da abasto, comparte los encargos con otros artistas.

"También generamos trabajo al comprar los vidrios, marcos, papel y crayones". Luis Fernando, pintor ubicado en el paseo de la sexta

El número

200 quetzales puede costar un cuadro.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo