Dos españolas contratan a sicario y lo denuncian por no cumplir

El hombre les ofreció asesinar al individuo y recuperar una parte de lo "estafado", pero les pidió un anticipo.

Por Ivonne Gordillo

Una mujer quiso asesinar a su pareja, y para ello contrató al novio de su hija, un asesino a sueldo.

Al ver que el crimen no se consumaba, ambas tuvieron la "brillante" idea de denunciarlo ante la policía señalándolo de estafa.

La insólita historia, revelada por la policía de Madrid, terminó con la detención de los tres: la madre, la hija, y el novio de esta.

Así fueron los últimos días de vida de Oscar y Valeria antes de ahogarse en el río Bravo

Tania Ávalos, esposa de Oscar y madre de Valeria, vio cuando sus amados eran arrastrados por la corriente. Ahora, solo le quedan los recuerdos en su natal El Salvador y el momento en el que los vio por última vez en el río.

Se planea el crimen

Todo empezó cuando a mitad de junio, la mujer en cuestión fue con su hija a una comisaría para presentar dos denuncias por estafa: una contra su pareja, y la otra contra el novio de su hija, al que había encargado, sin éxito, que asesinara al primero.

La mujer denunció ante la policía que su pareja "habría obtenido de ellas mediante múltiples engaños más de 60 mil euros".

La presunta estafa indignó a la hija, que se lo contó a su propio novio. En ese momento, prosigue la policía, "este le revela que en realidad es jefe de los servicios secretos, y que podía resarcirlas económicamente".

Fue entonces cuando les ofreció asesinar a la pareja de la madre, vender sus órganos y recuperar así los 60 mil euros.

Pero previo a realizar el supuesto crimen y resarcimiento, les pidió un anticipo de 7.000 euros, "firmando todas las partes un acuerdo para cometer los hechos delictivos".

VIDEO. Se jubila Frida, la perrita que ayudó en los rescates del terremoto en México

El subsecretario de Marina, Eduardo Redondo Arámburo, le entregó una pelota simbolizando con ello el comienzo de su nueva vida tras una década de servicio.

No se consumó

Viendo que el asesinato no se producía, madre e hija tuvieron la idea de denunciarlo ante la policía, que las detuvo, al igual que al supuesto agente secreto. Los tres fueron llevados ante la justicia y acusados de un delito de proposición para cometer asesinato.

En cuanto al blanco de la tentativa, "los investigadores pudieron comprobar que el individuo del cual acordaron su asesinato se encontraba en perfectas condiciones", concluyó la policía en su comunicado.

Con información de AFP

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo