EN IMÁGENES. Productos navideños invaden calles del Centro Histórico

Por octavo año consecutivo la Municipalidad de Guatemala ha implementado los “bazares navideños” en las principales calles y avenidas del Centro Histórico, con el objetivo de que los guatemaltecos puedan adquirir los productos de la época a mejores precios.

Por Álvaro Alay

Este año se autorizaron tres bazares: Uno en la Plaza Barrios, otro en Plaza El Sagrario y el tercero entre las 6a. y 8a. calles, todos en la zona 1. Estos permanecerán todo el mes de diciembre desde las 8 de la mañana hasta las 10 de la noche.

“Cada uno de los bazares se caracteriza con su propia ilustración y es identificado con la instalación de estructuras conformadas por andamios con mantas vinílicas propias de la época e información para el público en general”, explicó Carlos Sandoval, vocero de la comuna.

“Se cuenta con el apoyo de la Policía Nacional Civil y el Ejército para brindar seguridad en los bazares”, aseguró Carlos Sandoval, vocero de la municipalidad de Guatemala.

La comuna ha contabilizado dos mil 540 ventas, en donde se incluye la Plaza El  Amate, Plaza del Comercio Popular. “Cada uno de los proyectos de bazares navideños cuenta con plan de emergencia con las respectivas normas mínimas de seguridad”, resaltó Sandoval.

El vocero también explicó que se ha coordinado con la Policía Municipal de Tránsito, la Policía Municipal de esa comuna, así como con la Policía Nacional Civil y el Ejército para brindar seguridad ciudadana y la respectiva regulación de tránsito.

La Muni
cipalidad 
también ha
promovido
diferentes actividades culturales alusivas a la
época navideña y contará con el tradicional Trolley Navideño, que conectará los puntos de venta de los bazares y que comenzó a funcionar el 23 de noviembre y terminará el 23 de diciembre, en horario de 10:00 a 21:00 horas.

Fe y esperanza de trigo

Mariano Bocel, quien a sus 78 años no pierde
la esperanza de vender algún adorno navideño elaborado con trigo, espera a sus clientes en su venta de 3 por 2 metros, ubicada en la 6a. calle, entre 8a. y 9a. avenidas, en la zona 1.

Su fábrica la tiene instalada en su casa, en la aldea El Tablón, en Sololá, y sus hijos y nietos complementan su empresa, debido a que le ayudan en la elaboración de adornos navideños.

Bazares navideños Foto: Edwin Bercián

“Hay productos desde Q10 hasta Q50, depende del tamaño y los implementos que lleven”, indica el artesano, quien muestra una de las coro- nas que trabajó en su casa en la aldea El Tablón.

Fuera de la época navideña, Mariano mantiene una venta de verduras en Sololá y es así como ha podido sacar adelante a su familia. “Todos los años venimos a ofrecer nuestros productos de trigo, esperamos que vengan las personas”, asegura.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo