Sicario compraba una granizada mientras esperaba a su víctima

Adán Betancourt fue asesinado a tiros por un sicario que lo esperaba en una venta de granizadas.

Por Álvaro Alay

Después de perder un partido de futbol en las canchas Panorámicas, en la 10a. avenida y 2a. calle, en la zona 5 de Villa Nueva; Adán Jonathan Betancourt Valenzuela, de 31 años, fue asesinado a tiros por un sicario que lo esperaba en una venta de granizadas.

“Entonces pasas por mí a las canchas, ahí te espero”, le dijo al salir de la casa Adán a su esposa Raquel Marroquín; sin embargo, a las pocas horas le habían llamado debido a que lo habían baleado.

Según comentó la esposa del fallecido, él trabajaba como piloto de un camión recolector de basura y no se metía con nadie. “Él era el sustento de todos nosotros”, decía entre lagrimas debido a que deja en la orfandad a tres menores de 9, 7 y 6 años.

“Echale más limón”

“Fuimos a comprar granizadas, pero un chavo estaba pidiendo y le dijo al vendedor “echale más limón” y de repente sacó una pistola y le disparó directamente a mi compañero”, dijo un testigo, quien relató que el arma se disparó varias veces. “Estaba como en automático”. Posterior al ataque, el asesino huyó del lugar.

Según las autoridades, el fallecido perteneció al Barrio 18; sin embargo, tenía años de haberse retirado, por lo que los miembros de la pandilla le pedían que volviera y el oponerse pudo haber sido el motivo del ataque. “Así como a él les dicen chinchilete, porque se retiraron de las pandillas”, comentó un vecino.

En la escena se presentaron los fiscales del Ministerio Público, quienes embalaron más de 9 casquillos de arma de fuego, los cuales serán analizados para recabar información sobre el asesinato.

Escena del crimen

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo