Florida se prepara para la llegada del huracán Irma

Tras provocar graves daños materiales en las islas caribeñas, el huracán Irma se dirigía hacia Puerto Rico, Haití y la Florida.

Por AFP

Colas interminables en las estaciones de servicio, supermercados con estantes vacíos y escasez de agua. Así se preparaban los habitantes de la Florida el miércoles para la llegada del huracán Irma, que amenazaba con impactar duramente las costas estadounidenses el fin de semana.

Solo compré agua, hielo y unos pocos productos secos. Tenemos un generador y nos estamos preparando un poco”, señaló una persona a la salida de una pequeña tienda en Miami, la cual ya se había quedado sin agua embotellada.

Sobreviví al huracán Andrew en Miami, al huracán Katrina, al huracán Wilma, y ​​tengo fe en Dios y me preparo bien, pero no estoy preocupada”, añadió.

Florida espera al huracán Irma Foto: AFP

Lee también: VIDEO. ¿Mhoni Vidente predijo la llegada del huracán Irma?

Algunos automovilistas tuvieron que esperar varias horas para reponer combustible, en tanto las autoridades ordenaron suspender el cobro de peajes en las autopistas para acelerar el tráfico que avanza hacia el norte.

Las autoridades ordenaron la evacuación de los residentes en los Cayos, el turístico archipiélago que sería el primero en ser embestido por Irma, de acuerdo con los pronósticos del tiempo.

El gobernador de Florida, Rick Scott, apuntó que al menos 25 mil personas ya han abandonado el área.

Irma, un huracán de categoría 5 (la máxima en la escala que mide estos fenómenos) ya causó daños materiales en las islas de San Bartolomé y San Martín en el Caribe, luego de tocar tierra en la isla de Barbuda.

Huracán Irma Foto: AFP

Lee también: VIDEO. Así fue el devastador paso del huracán Irma por la isla San Martín

Descrito por el Centro Estadounidense de Huracanes (NHC, por sus siglas en inglés) como “potencialmente catastrófico”, el ciclón amenazaba también a las islas de Puerto Rico y Haití, con ráfagas de viento a 280 kilómetros por hora.

Su llegada, además, ocurre solo dos semanas después del azote de la tormenta Harvey, que provocó devastadoras inundaciones en Texas y Luisiana.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo