Destacan que diálogo para sacar adelante al país debe priorizar temas y enfocarse en cómo ejecutar planes

Por Nancy Alvarez

Cómo y con quiénes convocar a un diálogo nacional enfocado en el desarrollo del país fue el tema abordado este lunes en el programa A Primera Hora, de Emisoras Unidas.

Como invitados en cabina participaron Felipe Bosch, presidente de la Fundación para el Desarrollo de Guatemala (Fundesa); Roberto González Díaz Durán, político y fundador del partido Compromiso, Renovación y Orden (Creo), y Catalina Soberanis, analista política y consultora.

Los entrevistados coincidieron en la necesidad de que los diferentes sectores del país se reúnan, dejen a un lado sus diferencias y se enfoquen en ejecutar planes a favor de Guatemala.

Al ser consultados sobre los puntos en los cuales se debería enfocar un plan de Estado para que “Guatemala camine”, destacaron la lucha contra la desnutrición, el combate a la corrupción y garantizar la educación, entre otros.

Los invitados también se refirieron al tema de la polarización y dijeron que es una situación preocupante, pues algunas personas se dedican a enfrentarse y atacarse en lugar de buscar consensos y proponer soluciones a los problemas.

Situación actual e incidencia de “notables” para resolverla

A criterio de Soberanis, la institucionalidad del Estado está paralizada. “En ausencia de un conflicto armado interno estamos viviendo un escenario parecido”, aseguró.

Según Bosch, en el país existe una descalificación permanente de las ideas, con un estigma de estas.

Lee también: Iván Velásquez: “El corrupto solo afronta una vergüenza transitoria sabiendo que hay un electorado que lo respaldará”

“El desarrollo para el país está en un gran signo de interrogación. Cada día que pasa nos va a ser más difícil lograrlo”, aseguró el presidente de Fundesa.

Añadió que “el gran detonante” de lo que ocurre en el país sigue estando presente, y ese es la corrupción.

De igual forma, González dijo que la “corrupción es una de las excusas más perversas que se tienen para no avanzar” en el país.

Por aparte, se les consultó a los invitados sobre si es viable crear un grupo de notables para darle forma al diálogo.

Soberanis indicó: “Un grupo de notables puede aportar peso especifico en la sociedad para apoyar un esfuerzo, pero a estas alturas es insuficiente un grupo de ese tipo”.

En tanto, el presidente de Fundesa indicó: “Tenemos que buscar un grupo, no todos estamos felices con nuestros expresidentes, pero les toca”.

A su criterio, una sumatoria de personalidades, incluyendo notables, expresidentes y otros guatemaltecos, podría “llamar a todos a decir: está Guatemala como está, pero podemos estar mejor”.

Mientras que González dijo que sí consideraría “llamar un grupo de notables para que revalide los esfuerzos que antes se hicieron para ponerse de acuerdo en los grandes rumbos del país”, como la seguridad, nutrición y empleo.

Y, añadió que le sumaría otros actos con experiencia en esos ámbitos.

Lee también: Presidente Jimmy Morales invita a denunciar la corrupción “abiertamente”

Acerca del diálogo

Soberanis dijo que para obtener resultados en un diálogo, se deben definir con claridad los problemas existentes e identificar puntos primordiales para enfocarse en ellos.

Pero principalmente, para que las reuniones y las labores avancen, los diferentes actores deben ceder en las posturas que tienen con respecto a los diferentes temas, añadió la entrevistada.

En ese contexto, Bosch expresó: “Podemos todos llegar a una mesa de diálogo queriendo un mejor país y lograr un diálogo, pero cuando hay temas de buscar intereses personales y existe corrupción, no es lo mismo. Se puede llegar con las mejores intenciones, pero si hay agendas ocultas no habrá resultados positivos”.

Bosch añadió que “tiene que haber diálogo y pacto” y dijo que resolver la problemática actual no es tema del gobierno, sino del Estado, incluyendo al Congreso.

Por aparte, González coincidió en el hecho de unificar criterios y trabajar en un mismo rumbo. Consideró que “en la medida en que se dispersen los temas y no se enfoque y se priorice en los mismos, se va a tener falta de avance”.

“Lamentablemente veo que la juventud en Twitter se tira los platos de forma espantosa, con descalificaciones, pero no se da el espacio para dirimir diferencias de manera adecuada”, indicó el político sobre la situación actual de Guatemala.

Y con relación al desarrollo del diálogo, González dijo que desde hace al menos una década se creó en el país una agenda en donde se identificaron los temas prioritarios y se crearon planes para resolverlos.

“El diálogo no debe enfocarse en listar los temas que venimos dialogando desde hace décadas. Guatemala está sobreplanificada”, aseguró.

Por ello consideró que ahora debe utilizarse el tiempo para establecer el proceso de ejecución de ello y no en volver a analizar la problemática que ya se sabe que existe.

“Es necesario tener reglas para ejecutar los planes e identificar con qué recursos materiales y humanos se trabajarán”, afirmó.

Puntos en los cuales debería enfocarse

A criterio de Soberanis, el diálogo debería enfocarse en tres puntos:

  1. Gasto público: este es un tema serio, pues tiene paralizado el país en cuanto a las carreteras, la salud y otros aspectos, dijo la consultora. Añadió que se debe abordar no solo la Ley de Compras y Contrataciones, sino un régimen de gasto público para que el Gobierno pueda recuperar la lógica del gasto público.
  2. Lucha contra el hambre y la pobreza: Según la analista, esto es necesario para el desarrollo de los guatemaltecos.
  3. Ley Electoral y de Partidos Políticos: Sobre esto, Soberanis dijo que es necesario recuperar el sistema de partidos políticos, ya que “por ahora no hay ningún partido que cumpla con las características para ser un partido”.

Asimismo, la analista se refirió a qué haría si fuera cada uno de los tres Organismos del Estado:

“Si fuera Ejecutivo, aceptaría que me ayuden para salir adelante, que llegue la mejor gente dispuesta a trabajar y sacar al país del atolladero. Si fuera Legislativo, en este momento identificaría temas retrasados desde hace años y asumiría responsabilidad de atender lo que el país necesita”, expuso.

“Si fuera Judicial: cumpliría con los términos que la ley establece para avanzar en los procesos judiciales y que población perciba que lucha contra la corrupción está cumpliendo su cometido”, agregó.

Por su parte, Bosch identificó como puntos primordiales la generación de inversión, la educación, la lucha contra la desnutrición y que se alcancen acuerdos en el Congreso.

“Vamos a seguir teniendo conflictos si no viene la inversión necesaria. La respuesta (que necesita Guatemala) es empleo y oportunidades, sino no podremos avanzar. Al darles oportunidades a los ciudadanos va a disminuir la conflictividad”, aseguró.

Mientras que para González, los temas primordiales que deben atenderse son la desnutrición, la educación, el convenio 169, la Ley de Partidos Políticos y la Ley del Servicio Civil.

De igual forma, el político destacó la necesidad de que el Congreso “quite la maraña de reglas que se ha puesto para las contrataciones del Estado”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo