Fue secuestrado el martes y hoy apareció ultimado en ruta al Atlántico

El fallecido trabajaba desde hace un año en una fabrica de papel, en el área de mantenimiento y tenía horarios rotativos, comentó Byron Villagrán padre del fallecido, quien agregó que su hijo deja a una nena de siete meses de nacida en la orfandad.

Por Álvaro Alay

Desde el pasado martes había sido secuestrado Alexander Antonio Villagrán Flores, de 29 años, quien este jueves fue localizado sin vida, atado de pies y de manos con diversas heridas de bala, en el kilómetro 17, en la aldea Cebadilla, en la zona 25.

“Papá dice mi mamá que la llame, por qué no le contesta. Hay platicamos en la noche”, fue lo último que dijo Alexander por teléfono a su padre, antes de que fuera secuestrado cuando se dirigía a su trabajo.

Alexander trabajaba desde hace un año en una fabrica de papel, en el área de mantenimiento y tenía horarios rotativos, comentó Byron Villagrán padre del fallecido, quien agregó que su hijo deja a una nena de siete meses de nacida en la orfandad. “Hace poco se junto con la mamá de su hija”.

Móvil

Don Byron relató que su hijo prestó su motocicleta a un compañero de la empresa. “Sus otros amigos le dijeron que no hiciera eso porque no saben que pueden hacer con la moto”, recordó.

Según algunos testigos, una camioneta de color gris persiguió a Alexander, y cuando lo alcanzaron forcejearon y lo subieron con todo y motocicleta. El secuestro ocurrió en cercanías de la empresa donde laboraba.

Escena

El fallecido estaba atado de pies y de manos, y según investigaciones preliminares, pudo haber sido ejecutado en el lugar, debido a que se embalaron seis casquillos de arma de fuego.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo