Mundo

Norma Torres le hablará a Trump acerca del país

La guatemalteca, que en la actualidad es congresista en Estados Unidos, conversó con Publinews acerca de sus impresiones de la toma de posesión de Donald Trump y lo que se espera de su mandato para Guatemala y el resto de Centroamérica.

Por Amilcar Ávila

Aunque ya son 47 años los que tiene de vivir en Estados Unidos, la congresista Norma Torres no olvida sus raíces. Una marimba adorna su oficina en un edificio que está a dos cuadras del Capitolio, en Washington, D. C. “Soy de Escuintla, ciudad de las palmeras”, asegura.

A pesar de que esta ciudad se ha paralizado, debido a que hoy Donald Trump asume la presidencia de Estados Unidos, la funcionaria atendió a Publinews para platicar sobre cómo ve el cambio de gobierno en ese país.

En las vísperas del cambio de gobierno en Estados Unidos, ¿cuál es su opinión sobre la llegada de Donald Trump a la presidencia?

Estamos entrando en un tiempo muy difícil en este país, especialmente para los latinos, los indocumentados, las mujeres y la gente pobre. Creo que estos segmentos de la población serán afectados e impactados de manera negativa por esta administración.

Trump construyó su campaña electoral con polémicas como la construcción de un muro en la frontera con México y la deportación de miles de indocumentados, ¿cree que es una amenaza para la comunidad latinoamericana, incluida la guatemalteca?

Su campaña fue muy negativa y los migrantes de todo el mundo lo ven de manera negativa. Es una reflexión de cómo se comportó durante las elecciones. La campaña es un tiempo que tenemos para platicar con la comunidad de los problemas que nos afectan y de cómo vamos a ser los líderes de nuestros vecindarios o de una nación, pero, desafortunadamente, con Trump esto nunca sucedió. Su carácter fue atacar a las personas más humildes del país y por eso creo que comenzamos un día triste.

Al ser originaria de Centroamérica, ¿cuál será su trabajo para apoyar a estas clases de la población que menciona?

Mi enfoque ha sido ayudar no solo a mi país natal, que es Guatemala, sino además a Centroamérica y seguiré haciéndolo. Nosotros, como representantes, demócratas y republicanos, podemos enseñarle una cara diferente a este muevo presidente. Personalmente, como una chapina, es importante que él vea mi cara y escuche lo que le puedo decir de Centroamérica y cómo podemos trabajar con esas naciones para ayudarlos y que su gente no sea como yo, que tuve que salir para buscar oportunidades en el extranjero.

Muchos inmigrantes vieron como una esperanza la reforma migratoria de Obama, ¿cree que Trump propondrá algo similar?

Recientemente dijo que hay esperanza para los jóvenes (dreamers) y que, a lo mejor, hay una oportunidad para trabajar juntos y crear una póliza para apoyarlos y darles un permiso para estar aquí. Ojalá que realmente esté diciendo la verdad, aunque no sabemos con qué nos pueda salir y hay que estar pendiente de su cuenta de Twitter para ver de qué está hablando.

En ocasiones, cada palabra que dice es opuesta a lo que anteriormente ha dicho. Esa es la angustia que tenemos. Durante la campaña, los candidatos se presentan al público para que los conozcan, pero él no nos ha dado la oportunidad, sino que ha hecho que las personas saquen su odio y esa no es la manera de comportarnos.

Durante el gobierno de Obama hubo mucha atención al triángulo norte de Centroamérica, ¿se espera que siga así con Trump al frente del gobierno?

El vicepresidente Biden puso mucho de su tiempo personal para el triángulo norte. Entonces, gracias a su trabajo y al de representantes como yo, se logró obtener recursos para estos países. Por el momento, no se sabe si Trump va a continuar ese apoyo, pero tenemos la esperanza porque no nos ha dicho “no”.

¿Cree que es momento para que Guatemala le pida el TPS?

Todos los días es bueno para pedirlo. Si no lo hacemos, nunca lo vamos a obtener. No vamos a parar y tratar de seguir pidiendo esa protección para los guatemaltecos. Seguiré reconociendo que Guatemala es la única nación que no tiene esa protección.

¿Cómo logró llegar al puesto que ahora ocupa? ¿Nos puede contar su historia?

Soy de Escuintla, la “ciudad de las palmeras”. Llegué a este país con un tío. No ha sido fácil llegar hasta el Congreso. En la política, comencé en lo local, en Pomona, California, y así fui escalando.

El trayecto ha sido difícil, pero siempre pensando en cómo mejorar mi comunidad. Ojalá que los jóvenes en Guatemala tengan esa esperanza, que se vean como representantes, a cualquier nivel.

Desde su puesto como congresista estadounidense, pero ¿como guatemalteca cómo ve el trabajo en contra de la corrupción en el país?

Muy positivo, se han visto muchos cambios. Thelma Aldana, jefa del Ministerio Público, ha hecho un gran trabajo. Se necesita el apoyo del pueblo y, claro, lo ha tenido, pero entre más casos vayan saliendo a luz, tendrá mucha más presión. Hay esperanza en los jóvenes en Guatemala. El hecho de que salgan a manifestar a las calles es porque sienten que lo pueden hacer sin ser víctimas de violencia como sucedía antes.

En sus palabras

  • Guatemala: Chapines
  • Tamal: Comida más rica
  • Indocumentados: Vida muy triste
  • Donald Trump: Nuevo presidente de EE. UU.
  • Barack Obama: Líder muy grande
  • Otto Pérez Molina: Corrupción
  • Frijoles negros: Mis favoritos.

ENVIADOS ESPECIALES: Amilcar Avila y Fernando Ruiz.

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo