Estos selfies causaron la muerte de estrella de redes sociales

La estrella de Internet, Qandeel Baloch, nunca recibió ayuda de las autoridades.

Estos selfies causaron la muerte de estrella de redes sociales
Por: Publinews

Qandeel Baloch, famosa por los sensuales videos y selfies que colgaba en Internet, murió estrangulada este sábado por su hermano en un nuevo caso en Pakistán de “crímenes de honor”, asesinatos cometidos por familiares por una afrenta moral.

La joven de 25 años, cuyo verdadero nombre es Fauzia Azeem, murió estrangulada por su hermano, Muhammed Wasim, en la casa de sus padres en la localidad de Multan, en la provincia oriental de Punyab, afirmó el jefe de la Policía local, Azhar Akram.

“Su hermano la estranguló aparentemente en un caso de crimen de honor (…) No hay heridas u orificios de bala en su cuerpo, ni tampoco sangró”, explicó el jefe de Policía.

Según relataron los padres de la víctima a la Policía, su hijo había amenazado a Baloch por el tipo de videos que publicaba en redes sociales como Twitter, donde cuenta con casi 730 mil seguidores, y le había ordenado que cesara por completo su actividad en la Red.

De acuerdo con el periódico local “The Express Tribune”, Baloch había pedido en repetidas ocasiones al Ministerio de Interior paquistaní que la protegiese por las continuas amenazas que recibía, pero “al no recibir respuesta” se había planteado abandonar el país, donde el 97% de la población practica la religión musulmana.

“Sé que no me van a proporcionar seguridad y no me siento segura, por lo que he decido marcharme al extranjero con mis padres”, confesó la joven celebridad al medio local.

En contraparte, las autoridades negaron rotundamente haber recibido llamada de auxilio por parte de Qandeel Baloch:

“No había solicitado protección policial, si no se la hubiésemos proporcionado”, sentenció Akram.

Las selfies y videos de unos pocos segundos que colgaba Baloch en las redes sociales, y que son visualizados por miles de internautas, eran de factura casera y en ellos la joven, con ropas y posturas poco convencionales para la cultura musulmana.

Los llamados “crímenes de honor” son muy habituales en el sur de Asia y suelen implicar a familiares que vengan lo que consideran una afrenta que contraviene la conservadora moral tradicionalista.

En la galería de fotos encontrarán algunas de los selfies de Qandeel Baloch que fueron la causa de su muerte.

Loading...
Revisa el siguiente artículo