EE. UU. cierra operaciones

El Gobierno quedó paralizado ante la falta de un acuerdo entre demócratas y republicanos sobre el programa Obamacare.

Por Publinews

Foto. AFP Foto. AFP

En 1995, como los legisladores estadounidenses no lograron acordar el presupuesto, el Gobierno cerró operaciones de una gran parte del sector público. Como resultado, el presidente de ese entonces, Bill Clinton, se vio rodeado de una gran cantidad de practicantes en la Casa Blanca, mientras que los trabajadores reguladores tuvieron que permanecer en sus hogares. Ahí fue cuando el exmandatario conoció a Mónica Lewinsky.

Ahora, 18 años después, el Ejecutivo estadounidense se está preparando para ejecutar la misma medida. Estados Unidos necesita un nuevo préstamo para pagar sus deudas, pero los republicanos estarán de acuerdo en aprobarlo si los demócratas acuerdan reducir el Obamacare (iniciativa que impulsa el mandatario Barack Obama que pretende cambiar el régimen de salud). Dado que ninguna de las partes ha retrocedido, las agencias federales están cerrando sus operaciones hoy (martes). Los empleados estarán en licencia, obligados a permanecer en casa sin recibir sueldo, y solamente se llevarán a cabo servicios considerados esenciales.

Servicios esenciales” son dos palabras críticas: el Gobierno en realidad no cerrará. Según los cálculos de “USA Today”, solo 40% de los trabajadores federales tendrá que quedarse en casa. Las fuerzas armadas no tendrán licencia, por ejemplo todos los soldados y oficiales deben cumplir con sus labores, aunque no se les pague. En otras palabras, la guerra de Afganistán no se verá directamente afectada. Igualmente pasará con los bomberos asignados a las agencias federales, que deberán llevar a cabo sus actividades laborales, pero los parques nacionales se cerrarán y las oficinas de procesamiento de visas y pasaportes tendrán un servicio limitado.

Crucialmente, los legisladores y el presidente están exentos de permisos, así que podrán seguir trabajando. El Ejecutivo estará bajo una enorme presión pública para que vuelva a funcionar en forma óptima: según una nueva encuesta de la “CNN”, el 68% de los estadounidenses piensa que cerrar algunas operaciones es una mala idea para el país, mientras que el 60% cree que es más importante que el Gobierno funcione completamente que hacer cambios en el programa de salud Obamacare. El 46% culpa a los republicanos por el cierre, mientras que 36% culpa a Obama.

Alcance

“Una paralización tendrá un impacto económico real muy fuerte en la gente de inmediato”. Barack Obama, mandatario de Estados Unidos.

Impacto

800 mil funcionarios se verán afectados durante el periodo de escasez.

Nuevo frente

El Congreso debe votar además un aumento del límite de endeudamiento del país, actualmente en US$16.7 billones, sin lo cual EE. UU. se arriesga a la primera moratoria de su historia a partir del 17 de octubre.

Elizabeth Braw/ Metro World News

Loading...
Revisa el siguiente artículo