Horario pico se extiende 9 horas

Horario pico se extiende 9 horas
Por: Publinews



!function(d,s,id){var js,fjs=d.getElementsByTagName(s)[0],p=/^http:/.test(d.location)?’http’:’https’;if(!d.getElementById(id)){js=d.createElement(s);js.id=id;js.src=p+”://platform.twitter.com/widgets.js”;fjs.parentNode.insertBefore(js,fjs);}}(document,”script”,”twitter-wjs”);
!function(d,s,id){var js,fjs=d.getElementsByTagName(s)[0],p=/^http:/.test(d.location)?’http’:’https’;if(!d.getElementById(id)){js=d.createElement(s);js.id=id;js.src=p+”://platform.twitter.com/widgets.js”;fjs.parentNode.insertBefore(js,fjs);}}(document,”script”,”twitter-wjs”);

Playlist para esa cola interminable


!function(d,s,id){var js,fjs=d.getElementsByTagName(s)[0],p=/^http:/.test(d.location)?’http’:’https’;if(!d.getElementById(id)){js=d.createElement(s);js.id=id;js.src=p+”://platform.twitter.com/widgets.js”;fjs.parentNode.insertBefore(js,fjs);}}(document,”script”,”twitter-wjs”);

Son casi las ocho de la mañana en un paradero de calle la Martí y un joven de un metro 50, con el pelo cortado a raíz, moreno y vestido completamente de negro, lleva más de 25 minutos esperando. “Si el bus ya tarda en llegar, es peor cuando hay mucho embotellamiento. Puede ser incluso 30 minutos más de lo que ya hay que esperarlo, que es 20 minutos aproximadamente”. Así relata Juan José Morales uno de los problemas de la hora pico en la Ciudad de Guatemala. Él espera todos los días el bus 265 en dicha avenida, una de las más transitadas del departamento, y se ha percatado de que durante los últimos meses precisamente el horario pico se ha extendido. “Ahora se ven más carros de los que se veían antes después de las 8 de la mañana y cuesta más abordar el bus”, asegura Morales.

Minutos más tarde 55 personas hacen la fila para abordar un Transurbano en Centra Norte, en donde circulan 35 mil personas diariamente, según el gerente de operaciones de  la central de transbordo, Fernando Bendfeldt. “La verdad es que aquí a todas horas hay mucha gente, pero no es tan difícil abordarlo. Es más difícil en ruta, sobre todo si es hora punta”, remarca Rosario López, usuaria del servicio quien también cree que las dificultades propias de la hora pico se han extendido.

No son los únicos que opinan así. “Puedes pasar de una zona que está al lado de otra otra en 15 minutos, pero eso en el horario pico se transforma en una hora o  incluso más. El problema es que en los últimos meses pareciera que no solo hay embotellamiento en las horas pico, sino durante casi todo el día”, cuenta Francisco López, conductor.

Precisamente eso es lo que ha estado ocurriendo: si el horario de mayor congestión vial antes correspondía al tramo entre las 6 y 8 de la mañana, Dalia Santos, encargada de Tránsito de la Policía Nacional Civil (PNC), explica que ahora esto abarca desde las 5 hasta las 9 de la mañana. Pero la extensión de la hora pico también ha afectado a la tarde, donde comienza a las 4:30 de la tarde y culmina a las 8:30 de la noche, explica Amílcar Montejo, intendente de la Policía Municipal de Tránsito.
La autoridad policial también remarca que se ha generado un nuevo horario de embotellamiento que va desde 12:30 a 13:30 horas. Sumando, la hora pico equivale actualmente entonces a una verdadera jornada laboral.

¿Qué hacer ante esto? Montejo recomienda seguir tres consejos. “En nuestras manos está la respuesta automática para enfrentar las eventualidades, como remolcar los vehículos ante accidentes o activar vías reversibles, pero a las personas les corresponde tomar tres medidas que pueden ser realmente útiles: salir más temprano, por lo menos 20 minutos antes; compartir vehículo, darle un jalón a alguien o ponerse de acuerdo con compañeros de trabajo o amigos; y no invadir la interseccción cuando no corresponde, respetando los semáforos”, enfatizó Montejo.

La cultura se vuelve un factor realmente valioso si se considera el crecimiento diario del parque automotriz: 220 autos ingresan a diario a Ciudad de Guatemala. A ello se le suma que el Departamento de Guatemala concentra el 46% del tráfico de todo el país, es decir, un millón 200 mil vehículos se movilizan diariamente allí. “El tener siempre una ruta alterna es bueno, porque cuando ocurre algún imprevisto las personas suelen atormentarse y es mejor intentar reaccionar rápidamente”, recomienda Dalia Santos

Causas de la extensión

La jefa de Tránsito de la PNC identifica tres causas principales de la extensión del horario pico. La primera es el incremento del parque vehicular; la segunda, la disminución del costo del combustible en la primera semana de enero y, por último, el ingreso a clases.

Se prevé que precisamente el precio del combustible se mantenga estable, lo que continuaría propiciando el uso del automóvil. A ello se le suma la seguridad que brinda el uso de un carro propio.
“Por comodidad y seguridad las personas muchas veces prefieren adquirir algún vehículo propio y se proyecta que esto continuará siendo así. Pero es por eso mismo por lo que hay que recomendarle a la gente que siga los consejos de la Policía de Tránsito y otras autoridades competentes”, remarca Montejo.
Santos agrega: “Recordemos que las vías públicas son de todos, por lo tanto, es trabajo de todos respetarlas, cuidarlas e intentar evitar accidentes. Revisar el auto antes de salir disminuye muchísimo la posibilidad de accidentarse y contribuye en mediano y largo plazo a combatir el embotellamiento”. 

Parque automotriz

46% del tráfico de Guatemala se concentra en el Departamento de Guatemala, lo que equivale a un millón 200 mil vehículos. Se estima que a diario se suman 220 autos al parque automotriz. El 2014 arrojó que hay 50.000 carros más en Ciudad de Guatemala.

Consejos
1-. Revisar su auto antes de salir para evitar accidentes.
2-. Salir con al menos 20 minutos de anticipación.
3-. Tener siempre una ruta alternativa.
4-. Respetar los semáforos y las señales de tránsito.
5-. Compartir vehículo con algún amigo o compañero de trabajo.

Opinión: la necesidad de cambiar el transporte
En los últimos años ha aumentado la demanda, pero se ha estancado el servicio de buses. De los 2 mil 929 autobuses unos 600 no funcionan. Esto ocure pese a que el subsidio se les sigue entregando completo. Se sigue confiando en el anacrónico sistema de fiscalización del listado del piloto y muchos empresarios se niegan a modernizar sus servicios.

A diario se siguen violando los derechos de las personas a bordo de los buses, sobre todo los de los adultos mayores. Ya hay dos resoluciones al respecto: una sobre cómo el hacinamiento atenta contra los derechos humanos y sobre cómo se les falta el respeto a los ancianos.

Por ello es urgente una política nacional que permita establecer una nueva ley de transporte y un reglamento de transporte colectivo, fijar una superintendencia de transporte público y evaluar si realmente el sistema está

Loading...
Revisa el siguiente artículo