Miguel Álvarez: “Nuestras tradiciones son de olores y sabores”

Aunque la tradición de la Navidad fue traída por los españoles con motivos religiosos, para celebrar el nacimiento de Jesús, en Guatemala se le ha otorgado identidad propia.

Por: Publinews

Foto. Publinews Foto. Publinews

Las actividades que dan inicio a las fiestas de la Navidad son las luminarias, hoy conocidas como la quema del diablo y las celebraciones de las vírgenes de Concepción y de Guadalupe.

El color está marcado por la flor de pascua, la cual es ahora símbolo mundial de la Navidad. El aroma está compuesto por el pino y la tradicional manzanilla, que acompañan a los nacimientos, altares y las procesiones. Los sabores comienzan a principios de diciembre marcados por los ponches, el batido y los buñuelos. También hay sonidos inconfundibles, por ejemplo los de la tortuga, la sonaja (Chin-Chin) y los pitos de agua.

Publinews conversó con Miguel Álvarez Arévalo, historiador conocido como el Cronista de la Ciudad, quien nos contó acerca de la Navidad guatemalteca.

¿Qué nos puede contar acerca de las posadas?

Se celebran del 16 al 24 de diciembre y son originarias de la España renacentista. Se llevaban a cabo únicamente dentro de los conventos, con una imagen del niño Jesús, por lo que es importante la transformación que sufren en Guatemala por iniciativa del hermano Pedro de Betancur, quien integra las imágenes de San José y la Virgen, para recordar el peregrinaje de los señores.

El principal sentido que el hermano Pedro les dio a las posadas es el de unir a las diferentes clases sociales y grupos étnicos, por lo que tienen carácter de inclusión, además de encontrar sentido humanitario porque la última noche llegaban al hospital de Belén a brindar una digna nochebuena a los más necesitados. Cuando muere el hermano Pedro, en 1667, dejó escrito en su testamento que se continuará con el legado de las posadas.

¿Cómo surgieron los nacimientos?

El nacimiento es de origen europeo. Se remonta a la Italia de 1223, el primero fue elaborado por San Francisco de Asís, costumbre que fue aceptada por toda Europa y que luego se esparció por todo el mundo.

¿Cómo ve la adaptación de las celebraciones extranjeras en Guatemala?

Es importante recalcar que debe haber un balance entre nuestras tradiciones y las adquiridas, principalmente de EE. UU., que tienen que ver con la imagen de la nieve y Santa Claus, entre otras, a lo que no podemos cerrarnos, ya que vivimos en una era de globalización y nuestra cultura es dinámica.

En sus palabras

“El carácter de la posada guatemalteca es el de unir a las clases sociales en un solo sentir de festividad”. Miguel Álvarez Arévalo, historiador.

Otros detalles que componen la Navidad

El nacimiento

Las hojas de pacaya, la manzanilla, las flores de pascua, los tamales y el chocolate son parte de la nochebuena. En el nacimiento sobresalen los caminos de aserrín de colores, los ranchos de paja, las ovejas y las distintas imágenes y figuras.

Las figuras de otros países

Santa Claus, Rodolfo, el reno de la nariz roja, y el hombre de nieve son parte de la vida de los niños en esta época. Es la fantasía y les da una Navidad alegre.

Niño Jesús

El centro de la Navidad es el niño Jesús. El 24 de diciembre, en familia, se coloca al niño en pañales dentro del pesebre y se cantan villancicos. En el año nuevo se viste y se le pide que no falte el abrigo el año siguiente. El 6 de enero se sienta la figura del niño.

Un símbolo

La historia del ponche

Es una bebida común en Iberoamérica; Se encuentra en Perú, Ecuador, México y España, está conformada por frutas de diferente origen, desde la India hasta el trópico. En el caso de Guatemala la base está hecha de piña, papaya, manzana, ciruelas, pasas, canela, azúcar y hasta se acostumbra echarle “piquete” (licor). Es una bebida símbolo de las posadas.

Luisa María Godínez

Loading...
Revisa el siguiente artículo