FOTO. Brutal agresión contra exparticipante de “La Voz Kids” para dejarla sorda

Keyla Rivera, quien fue semifinalista de ese reality, habló de los golpes que sufrió hace unos días en el colegio debido a la popularidad que ganó.

Keyla Rivera, exparticipante de “La Voz Kids” reveló la agresión que sufrió el pasado 12 de septiembre por parte de cuatro compañeras que casi pierde el oído.

La menor llegó hasta las semifinales en el equipo de Maluma y enamoró al público con su potente voz.

Pero antes y después de su participación en el programa, la niña de 13 años tuvo que soportar el bullying.

“Se siente la mala energía, se siente cierto rechazo; desde que yo entraba hasta que salía eran críticas, donde me tiraban papeles y agua. Eso me tenía aburrida, pero yo lo tomaba con mucha calma, yo lo ignoraba… pero las cosas fueron avanzando y llegaron al límite”, relató Keyla.

Todo se registró en la Institución Educativa Niño Jesús de Praga, ubicada en Ibagué, el municipio donde ella nació y creció.

Las demás niñas se burlaban de ella y le decían “unas vulgaridades horribles” cada vez que la veían.

  • “Allá va el esqueleto con el pelo de trapero”
  • “Qué voz tan asquerosa”
  • “El colegio se va a quedar sin trapero si se va”

Duro momento

Acompañada de su mamá, Keyla habló con las directiva del colegio para detener el acoso. Aunque la situación mejoró, solo fue por poco tiempo.

Hace unos días salió sola al descanso y entre 4 compañeras la agredieron. Dos de ellas le sostuvieron las manos y otra la cogió del pelo mientras la cuarta le daba puños en la cara.

De repente, la estudiante que le lanzaba los puñetazos, agarró un lápiz y empezó a punzarle el oído izquierdo.

“La verdad fue algo que me dejó impactada porque era con el fin de dañarme el oído y, como todos sabemos, el oído es la parte principal de un artista, de un cantante. Esta niña sacó un lápiz para puntearme el oído y dejarme sorda”.

[metroimage ids=”10-84638″ description=”” align=”” imagesize=”original” design=”” link=”” target=””]

 

Pese a que sus superiores la vieron golpeada y con sangre, lo único que hicieron fue separarla de las agresoras. A ella la dejaron sola en un salón mientras que a las demás las llevaron a coordinación.

Zoraida Pinzón, rectora del colegio, confirmó lo que pasó y añadió que la institución ni siquiera llamó a una ambulancia.

Puede desuscribirse en cualquier momento haciendo clic en el enlace que aparece en el pie de página de nuestros correos electrónicos.