Rodolfo Molina: “Me gusta su alegría”

El cantautor guatemalteco aprovechó las fiestas patrias y publicó la canción “Un lugar para el amor”, la cual invita a reflexionar acerca de la situación política, social y económica de Guatemala.

Por Publinews

Foto. Publinews Foto. Publinews

Publinews habló con el cantautor guatemalteco Rodolfo Molina acerca de su nueva canción “Un lugar para el amor”, que habla de su experiencia de vivir en el país.

¿Cómo surgió la idea de componer esta canción?

Durante años los guatemaltecos venimos atravesando situaciones políticas, sociales y económicas que nos han llevado a una profunda división. Hemos olvidado que somos hermanos, que nuestra diversidad nos hace fuertes y que en nuestra unión podemos encontrar la fuerza que nos impulsará a convertirnos en ese país donde el amor y la paz prevalezcan sobre todas nuestras dificultades. La canción surge de la idea de promover que nos tomemos de la mano para alcanzar el bienestar como el máximo objetivo.

¿De qué trata este tema y qué estilo músical tiene?

Ante todo, es un llamado a la reflexión que presenta con optimismo a Guatemala, como la madre de todos los chapines, esa que sufre cuando ve a sus hijos divididos y que sueña con que, como hermanos, podamos alcanzar el entendimiento y la concordia, para que hagamos de nuestro país una gran nación donde todos podamos vivir con dignidad. El concepto musical de la canción es una fusión de jazz y bossanova, con ritmos latinos y pop, para que sus elementos musicales se identifiquen con la mayoría de los guatemaltecos, sin importar su edad o su gusto musical.

¿Dónde y con qué productor grabó esta canción?

El tema se produjo en los estudios Arigar, en la ciudad de Guatemala. Los arreglos estuvieron a cargo del talentoso músico guatemalteco Ariel García y contó con la participación de grandes valores nacionales de la música contemporánea, como Javier García, en el saxofón, y Andrea Aguilar, en los coros.

¿Qué es lo que más te gusta de Guatemala?

Su belleza natural, el corazón y la calidez de su gente. Su alegría y diversidad cultural hacen de este país una tierra bendita, un país de ensueño, admirado en el mundo, del cual todos los guatemaltecos debemos aprender a sentirnos orgullosos.

David Lepe Sosa

Loading...
Revisa el siguiente artículo