Ocho maneras de ganarse a tu jefe

Aunque ganarse al jefe parece una tarea difícil, en realidad está en tus manos. Conlleva tiempo y depende de tu personalidad, pero con estos consejos basados en un artículo de la revista “Forbes”, la relación entre los dos se estrechará

Por: Publinews

Foto: Shutterstock Foto: Shutterstock

Haz bien tu trabajo

Aunque ganarse al jefe parece una tarea difícil, en realidad está en tus manos. Conlleva tiempo y depende de tu personalidad, pero con estos consejos basados en un artículo de la revista “Forbes”, la relación entre los dos se estrechará

Propón soluciones para los problemas

Trabajar en equipo conlleva a ser solidarios. Si hay un problema lo ideal es ayudar a solucionarlo, aunque no lo hayas provocado. No dejes que tu jefe se encargue de todo siempre si tienes en tus manos la opción de ayudar.

Respétalo y gánate su respeto

Siempre ten en cuenta que donde gobierna capitán no manda marinero, y que tu jefe tendrá la última palabra. Sin embargo, cuando expreses tus puntos de vista, así sean contrarios a los de tu jefe, hazlo con respeto y con argumentos, y así probablemente el respeto será recíproco.

Confía en tu jefe

Encuentra en él un aliado incondicional porque eso ayudará a las dos partes en la consecución de tus propósitos dentro de la empresa. Recordemos que un cambio en la actitud del uno influye en la del otro y viceversa.

Facilítale la vida

Uno de tus objetivos es hacer que todo sea más fácil en la oficina, y en consecuencia, para tu jefe, así que saca lo mejor de ti en los momentos de mayor tensión, que tu superior seguramente lo notará y lo tendrá en cuenta.

Estrecha lazos con el jefe

No se trata de estar metido todo el día chismoseando con el jefe, simplemente interésate por él o ella. Con una charla a solas será capaz de averiguar cómo quiere que se hagan las cosas, qué tipo de detalles le gustan en un informe o cuál es el medio de comunicación que prefiere para ponerse en contacto con él.

Toma la iniciativa

Ofrécete como voluntario cuando creas que puedes ayudar. Conserva energías para hacer el trabajo bien. Si tienes una buena actitud, terminarás contagiando al resto del equipo y eso te convertirá en un buen elemento.

Piensa en el largo plazo

No hables de la posibilidad de irte a otra empresa, y si nombras la palabra “evolución” demuéstrale que donde quieres hacerlo es en tu trabajo actual. Aprovecha las posibilidades que te ofrecen para mejorar y avanzar en su carrera profesional.

Loading...
Revisa el siguiente artículo