Isaac Leiva y Ericka Esteban representaron con orgullo a Guatemala en los Juegos Paralímpicos

Omar Solís
Para Leiva, estos fueron sus segundos Juegos Paralímpicos, luego de haber participado en Londres 2012, mientras que Ericka vivió su primera experiencia en estas justas.
Publicidad

Momentos inolvidables vivieron este los paratletas guatemaltecos Isaac Leiva y Erick Esteban, en su participación en los Juegos Paralímpicos Tokyo 2020.

Isaac compitió en la disciplina de impulso de bala clase F11, mientras que Ericka lo hizo en los 400 metros clase T38. Los Juegos Paralímpicos se llevaron a cabo del 24 de agosto al 5 de septiembre.

Para Leiva, estos fueron sus segundos Juegos Paralímpicos, luego de haber participado en Londres 2012, mientras que Ericka vivió su primera experiencia en estas justas.

Emotivas historias de superación

La paradeportista Ericka Esteban padece de parálisis cerebral, mientras que Isaac Leiva, de discapacidad visual, sin embargo, estas condiciones no han podido detenerlos y cumplieron el sueño de representar a Guatemala en los Juegos Paralímpicos Tokyo 2020.

Ericka, originaria de Quetzaltenango, comenzó a dar pasos agigantados a partir de 2017, cuando su ahora entrenador, Marvin Tumax, descubrió su talento. En 2018 brilló al ganar dos medallas de oro en los Juegos Deportivos Escolares Centroamericanos del Codicader Discapacidad, se coronó en las pruebas de 100 y 400 metros.

En cinco años ha obtenido grandes resultados en eventos nacionales e internacionales. En los Parapanericanos de Lima 2019 ocupó la séptima posición en los 100 y la quinta en los 400. A sus 20 años, hizo realidad sus sueños de competir en una pista en Juegos Paralímpicos en los 400 metros, clase T-38.

Foto: Rafael Cañas

Por su lado, a sus 42 años y tras una carrera deportiva de 12 años, el barriporteño Isaac Leiva vivió la emoción de sus segundos Juegos Paralímpicos, luego de su participación en Londres 2012.

Isaac perdió la vista por completo en 1998 por una enfermedad mal tratada.

Tenía 21 años y soñaba con convertirse en un atleta de alto rendimiento en levantamiento de pesas cuando sufrió ceguera total, un golpe muy duro para el paraatleta que se hundió en una gran  depresión, atentando contra su propia vida en tres ocasiones. Sin embargo, pudo levantarse y encontró en el deporte adaptado una nueva vida, comenzó a soñar de nuevo y hoy es uno de los paraatletas más admirados en Guatemala, padre de familia y su historia de superación ha inspirado a miles de personas.

Getty Images

 

 

(Visited 72 times, 1 visits today)

Publicidad

-

LO MÁS LEÍDO


LO MÁS LEÍDO