VIDEO. El recorrido de Usain Bolt y sus nueve oros que lo hacen inmortal

VIDEO. El recorrido de Usain Bolt y sus nueve oros que lo hacen inmortal
Por: Publinews


Entre los Juegos de Pekín 2008 y los de Rio 2016, pasando por los de Londres 2012, el jamaicano Usain Bolt ha encendido el atletismo. Ocho años fueron suficientes para que arrasar en las pruebas de velocidad y se convirtiera en el más grande de todos los tiempos en su deporte.

Llegó con 22 años pero con cara de niño a los Juegos de Pekín. Ya había dado de qué hablar por sus actuaciones en juveniles: fue plusmarquista del mundo júnior de 200 mt, con 19.93 segundos, y afrontaba su segunda temporada con los grandes.

La primera fue en 2007, y en ella, aunque pocos lo recuerdan, fue subcampeón del mundo de 200 y 4×100 en Osaka 2007. Un doblete de plata que fue la antesala del triplete de oro un año después, en el Nido del Pájaro.

La leyenda de Bolt inició en Pekín 2008 cuando ganó los 100 metros, con un nuevo récord del mundo (9.69). Acababa de aparecer en escena para acaparar la atención del mundo durante años.

Los 200 metros fueron una formalidad, con otro récord del mundo (19.30). El relevo 4×100 metros también terminó con una tercer plusmarca planetaria (37.10). Esta última medalla de oro le será probablemente quitada, ya que Nesta Carter, el primer relevista jamaicano, dio positivo tras un reanálisis de la muestra de orina que se le tomó en Pekín.

En Londres 2012, ya era el astro absoluto, el rey. Pero había dudas, pues ocho meses antes, en Corea del Sur, Bolt perdió los 100 metros en el Mundial de Daegu 2011, al haber sido descalificado en la final por una salida falsa.

Y dos meses antes de los Juegos, había sido superado en las selecciones jamaicanas para Londres por el joven Yohan Blake, de 22 años, su compañero de entrenamiento, y que había ganado en Daegu 2011 el título mundial de 100 metros en cuya final Bolt había sido descalificado.

Pero Bolt se hizo más grande. “Soy una leyenda“, proclamó al término de estos Juegos, en los que cosechó un nuevo triplete, con un solo récord del mundo esta vez, el de 4×100 metros (36.84).

La final de los 100 metros de Londres es para muchos la mejor carrera de esta prueba de la historia, con los cuatro velocistas que tenían entonces las mejores marcas de la prueba: Justin Gatlin, Asafa Powell, Yohan Blake y Bolt, y siete finalistas que tenían registros por debajo de los diez segundos en semifinales.

Bolt ganó con un tiempo de 9,63, el segundo mejor crono de la historia y récord olímpico. En los 200 metros, se impuso con 19,32, entrando delante de Yohan Blake (19,44) y Warren Weir (19,84), con un triplete jamaicano.

El jamaicano llegó a Rio 2016 con una planificación a medida para llegar en las mejores condiciones a los Juegos brasileños, con pocas apariciones en reuniones de atletismo. Estaba envejeciendo y tenía que salvarse de las lesiones, que sin embargo no pudo evitar.

En estas circunstancias, tuvo que enfrentarse al estadounidense Justin Gatlin, que dominaba la temporada en 100 y 200 metros, pero ya había pasado lo mismo con el norteamericano antes de los Mundiales de Moscú 2013 y Pekín 2015 y el jamaicano siempre salió airoso, ganando los tripletes de velocidad.

Sin grandes marcas en 100 metros (9,81), 200 metros (19.78) o el relevo 4×100 metros (37.27), Bolt ganó tres nuevos oros en Rio, lo que le ha servido para hacerse inmortal.

Loading...
Revisa el siguiente artículo