Entretenimiento

Crítica y timeline ‘Gen V’: la serie de ‘The Boys’ que arruina cualquier novelita de Wattpad

Crítica, timeline y fecha de estreno del spin- off de la serie creada por Erik Kripke y que habla de jóvenes súperhéroes que quieren ingresar a Los Siete.

Escenas de la serie 'Gen V'

‘Gen V’, el nuevo spin off de ‘The Boys’, fue estrenada el 29 de septiembre y cuenta las aventuras de varios jóvenes superhéroes en la Universidad Godolkin. Y sus mismos creadores afirman que su línea temporal está entre la temporada 3 y 4 de la serie.

“Si no ha quedado claro la línea temporal, ‘Gen V’ tiene lugar entre la temporada 3 y 4 de ‘The Boys’. Así que todos los muchachos de la universidad Godolkin vieron a Patriota arrancarle la cabeza a un chico con sus ojos láser entre el sonido de un estruendoso aplauso”, explica la cuenta de The Boys en Twitter.

También en la serie (que estrena capítulo nuevo cada viernes) se pueden ver indicios de la “muerte” de Maeve, la campaña de vicepresidencia de Victoria Neumann y el posible juicio de Homelander por matar a un civil cuando este le lanzó una malteada sa su hijo Ryan.

Recomendados

Ahora, ¿de qué se trata esta serie llena de jóvenes súpers que están en el universo de The Boys?

Crítica de ‘Gen V’, spin- off de ‘The Boys’: no otra serie adolescente que te hará voltear los ojos hasta la nuca

La serie, que hace parte del universo del mejor show de superhéroes de la actualidad, está lejos de ser un homenaje a los clichés fáciles del género Young Adult y complementa maravillosamente el universo creado por Garth Ennis.

Por Homelander volando sobre el cielo, pensamos muchos fans de ‘The Boys’ cuando en la síntesis de ‘Gen V’ se prometía tener ‘Súpers’ jóvenes en una universidad. ¿Qué era esto? ¿Una ‘Euphoria’ con más sangre, entrañas al aire y gente retorcida en el mejor de los casos, o como en muchos productos para jóvenes adultos, un compendio cursi lleno de clichés, el malogrado hijo de un dorama coreano y RBD, en el peor?

Para nuestra fortuna y la de un género tan maltratado por mala escritura e inclusión forzada en el término más tokenista de la palabra, la nueva serie ambientada en el universo de estos superhéroes corruptos tiene personajes con matices, con historias y comportamientos impredecibles, y que están ligados, claramente, en sus destinos y acciones a las malignas acciones de Vought, la corrupta corporación que ha creado una universidad de élite para aquellos que desean (ingenuos) estar en Los Siete, el grupo de súpers más importante del mundo.

Y por supuesto, sigue ostentando  esa ácida crítica, mordaz y voraz que hace ‘The Boys’ al género del superhéroe en la cultura actual a través de likes, construcción de marcas, etc.  Esto, con, claramente, el propósito de reforzar uno de sus grandes y paradójicos pilares: acá no importa si usted es tan bueno y tan poderoso como Gokú, sino que pueda vender. Y venderse ante lo que sea para triunfar, a costa de los propios ideales y del propósito vital.

Ese es el dilema existencial de Marie Moreau (Jaz Sinclair), que como muchos súpers inyectados con Compuesto V mató a sus padres a sus 12 años y, para no terminar encerrada por el resto de sus días, es becada en la Universidad Godolkin, de donde se han graduado Profundo, Queen Maeve y A-Train( que sale en la serie, así como Ashley, la atormentada publirrelacionista de Vought). En esa institución hay una clasificación que hace que el aspirante a superhéroe obtenga mejores oportunidades y por lo tanto, la lucha por ella es a muerte, y ahí suceden todos los dramas.

A simple vista, podría decirse, tenemos un relato cliché juvenil: porque Marie consigue una amiga que es la “rechazada” y objeto de bullying en la universidad, ella es humilde y su situación contrasta con la de los chicos “populares” como Golden Boy (Patrick Schwarzenegger) , que lo tiene todo para hacerle la competencia al mismo Homelander y ella tiene una novia hermosa y popular, con un grupo de amigos que lo apoyan en todo.

Todo daría pie para endulzarse hasta la hediondez en medio de fiestas con drogas, embarazos adolescentes, traumas amorosos y  “chicos que conocen la realidad a través de la persona que aman” como cierta serie española de ochenta temporadas y de actores treintones en cuerpo de colegial (añádale canciones de Taylor Swift), a no ser porque el suicidio- sangriento y espantoso como debe ser en el universo de ‘The Boys.’- del chico más popular, lo cambia todo.

Entre otros episodios surreales, graciosamente horrorosos y absurdos, como corresponden al universo desarrollado por Eric Kripke.

Y así, todos los tropos se desmoronan. No, chicos, esto no es ‘Friends’ pre Manhattan combinado con las aventuras de Scooby Doo y su pandilla. Todos los afectados, para bien o para mal, por lo que ha pasado, quieren atar cabos y también sufren y gozan a lo grande con el relato mediático y corporativo que Vought crea alrededor, y que es en sí misma, un escupitajo a la cara de esas narrativas que son tan comunes en Estados Unidos sobre héroes, política y una opinión pública amorfa que se puede moldear con lo que le digan.

Así, este grupo de jóvenes tendrá que ver cómo son las cosas en realidad. Cosas que ya hemos visto a través de tres temporadas de su serie madre, pero desarrolladas alrededor de una institución que oculta hechos reprobables y siniestros. Y, al ocurrir entre la temporada 3 y la próxima de ‘The Boys’, sus fans también podrán enterarse qué ha pasado luego de que Maeve se “sacrificó” para derrotar a Soldier Boy y de paso para salvarles el trasero tanto a Homelander y a su hijo Ryan, como a ‘Los Chicos’ liderados por Billy Butcher.

Todo muy alineado con la misma actualidad de Estados Unidos: juicios, Rusia como culpable de todo. Caídas en desgracia, entre otras joyas.

‘Gen V’ es una delicia del género. Y algo que los detractores del género Young Adult podrán disfrutar con dosis de sátira política, cultural, acción, personajes bien escritos y mucha sangre. Y entrañas. Como para oírla con ‘Bad Blood’, de Taylor Swift. Y en demasía.

Tags

Lo Último


Te recomendamos