WhatsApp es uno de los principales blancos de hackers y delincuentes cibernéticos por el simple hecho de estar presente en la gran mayoría de los teléfonos celulares. Actualmente, prácticamente todas las personas que tiene con un smartphone poseen una cuenta de WhatsApp. 

Aunque, siendo honestos, no sólo los hackers están ansiosos por ver las conversaciones ajenas. 

Seguramente a su pareja, enemigos o conocidos no les molestaría asomarse a sus conversaciones, ¿cierto?

Y existe una manera bastante sencilla en que podrían hacerlo. 

WhatsApp Web, el cómplice de los stalkers 

Para los curiosos es muy sencillo entrar a su sesión a través de WhatsApp Web. Lo único que necesitan es un ordenador, conexión a Internet y acceso a su teléfono celular aunque sea unos minutos. 

Conociendo el método, el "espía" será capaz de leer todas sus conversaciones (sólo si su teléfono está conectado a Internet) e, incluso, podrá mandar mensajes con su cuenta. 

Se puede evitar

El mensaje que muestra.

El mensaje que muestra.

WhatsApp

Foto:

En un principio, cuando WhatsApp Web acababa de aparecer, no había forma de detectar que esto estaba sucediendo. 

Sin embargo, la app de mensajería se ha dado cuenta de que la privacidad de sus usuarios estaba en riesgo y puso manos a la obra. 

Recientemente, la compañía lanzó una actualización que ya nos avisa con un pequeño mensaje en el celular si nuestra sesión de web se encuentra abierta. Pero sólo esto. 

Es decir, aunque aparezca el mensaje, aún será posible que terceros entren a nuestra cuenta. 

Deténganlos 

Afortunadamente sí hay maneras de sacar a ese "curioso" que está husmeando en nuestros mensajes. 

Pueden cerrar la cuenta desde la app, sólo tienen que acceder a ella e ir a configuración. Posteriormente, pulsen en "WhatsApp Web" y encontrarán la información sobre las sesiones que tienen abiertas, así como la opción para cerrarlas. 

Otra opción, aunque quizá no la más útil, es desconectar el teléfono inmediatamente de Internet: ya sea señal Wi-Fi o datos. 

WhatsApp

Foto:

Así, cualquier sesión en WhatsApp Web dejará de estar activa, pues como podemos recordar, es necesario tener el celular conectado a Internet para poder darle uso.

Pero si lo que quieren es evitar que alguien entre a su sesión web desde un principio, bloqueen su celular con código, patrón, nip o huella digital. 

De esta manera nadie tendrá acceso a su WhatsApp ni podrá escanear con su app el código que permite iniciar sesión en web.