La Asociación de Adolescentes y Adultos Jóvenes con Cáncer, que busca crear conciencia y sensibilizar a las personas, creó este proyecto bajo la dirección de Paola Calasanz. 
 
Para ello, reunieron a varios voluntarios a través de Facebook para responder algunos cuestionamientos sobre la vida. Lo que los colaboradores no sabían era que a su lado estaban jóvenes que padecen algún tipo de cáncer y a sus familiares respondiendo las mismas preguntas.
 
En medio de los entrevistados había una simulación de pared para que no se pudieran ver el uno al otro. Las respuestas a estas preguntas muestran cómo cambia la vida según nuestra situación y nos enseña a "apreciar las pequeñas cosas pues son grandes cuando nos faltan".