Todos necesitamos comer bien y sano, pero para las personas que trabajan extensas horas de trabajo se convierte en una necesidad imperiosa.

El sedentarismo nos hace engordar y pasar frente al computador varias horas seguidas provoca que comamos casi compulsivamente, y peor si lo que llevamos a nuestro organismo no es saludable, ya que afectará nuestro rendimiento y la salud emocional.

Estos son algunos snacks que podrías tener en tu oficina y que podrás ingenir en cualquier momento que sientas hambre:

1. Pretzels

Crujientes y bajos en calorías, unos pequeños pretzels son una alternativa saludable a las típicas frituras y te mantendrán en pleno rendimiento hasta la hora del almuerzo.

2. Barras de granola

Estas duran muchísimo tiempo en perfecto estado, por lo que es muy práctico tener siempre alguna a mano. Lo importante y conveniente saber es que algunas marcas las comercializan con altos niveles de azúcar, así solo escoge correctamente.

3. Fruta

Además de un subidón natural de azúcar, las frutas nos aportan buenas dosis de vitaminas, minerales y antioxidantes. Entre las frutas que mejor se conservan fuera de la nevera se encuentran el plátano, la manzana, la granada, los arándanos, los albaricoques, el kiwi, la pera y la ciruela, además de los cítricos. 

Si tienes refrigerador cerca, puedes comer melón, fresas o sandía.

Agencias

Foto:

4. Chocolate negro

Un par de cuadritos te mantendrá con ánimo durante todo el día, el cacao contiene magnesio, que actúa como remedio natural contra el estrés. Solo no abuses de él.

5. Queso

El queso es una gran fuente de proteínas y calcio, y los quesos curados pueden mantenerse en buen estado varios días. Compra queso en porciones individuales y disfruta de un pequeño y saludable snack a cualquier hora del día.

6. Verdura

Zanahoria, pepino, apio o brócoli son algunas de las opciones saludables que puedes comer. 

7. Palomitas de maíz

Elige unos poporopos naturales y con un bajo contenido en sodio, tienen muy pocas calorías y mucha fibra.

Agencias

Foto: