De acuerdo con el   Daily Mail , el fotógrafo   Aditya Permana   andaba por la jungla de   Yogyakarta , en Indonesia, cuando se encontró con este pequeño reptil que agarraba una hoja como si fuese una guitarra.

“No fotografié directamente al lagarto al principio, espero que los lagartos se sienten tranquilos y cómodos conmigo antes de disparar. Me di cuenta de que parecía que estaba tocando una guitarra y no se movió absolutamente nada”, dijo al medio británico.

Sin embargo, la versión de Permana es otra cuando fue consultado por El Mundo de España. “Los medios de comunicación aseguraron que era una fotografía de la naturaleza, no sé por qué lo hicieron. Si un fotógrafo quisiese hacer esto con un animal en libertad tendrían que torturar el lagarto”, explicó Permana, tras dar a conocer que compró al lagarto en una tienda de mascotas y que lo crió el tiempo suficiente para hacer la pose sin que el reptil sienta angustia.