Esta mañana la tienda Carolina Herrera, que se encuentra en Plaza Fontabella, presentó su nueva colección Otoño-Invierno.

Los tonos propios de la temporada son negro, camel y gris; sin embargo, la marca decidió sorprender a sus clientes con otros tres colores que marcarán tendencia, ellos son los rojos, azules y fucsias.

La temporada presenta nuevas propuestas como la colección Diva, que cuenta con los últimos tres colores para romper con la firmeza del negro. Los outfits que presentan son abrigos línea A, pantalones y faldas de lana y vestidos estampados.

Para la noche predominan los colores negros, grises y azules. Las prendas son más relajadas, y que servirán para ocasiones seminformales. La colección propone trajes elaborados con seda y encaje.

Los hombres no se quedan atrás, ellos podrán encontrar prendas más sports, como chalecos camuflajeados con los colores verdes y azules, abrigos color camel y jeans.