Los diseñadores Anna Citelli y Raoul Bretzel crearon un revolucionario y trascendental método de dar vida después de la muerte con su proyecto “Cápsula Mundi” el cual es un entierro orgánico, en el donde los restos del cuerpo inerte serán alimento para el desarrollo de un nuevo árbol.

Sin importar la fe que se profese, esta idea surge de la mente ecológica de los diseñadores italianos, que buscan cambiar por completo el concepto del cementerio.

El proyecto experimental que fue ideado desde hace pocos años en Italia, aún no es una realidad, pero lo que busca es crear parques conmemorativos llenos de árboles en lugar de lápidas.

Internet

Foto:

La idea también alimenta ese vínculo con el ser querido fallecido, ya que los familiares podrán ser parte del cuidado y desarrollo de esa nueva vida. ¿Lo harías?

Conoce más de este proyecto experimental en http://www.capsulamundi.it/autori_eng.html