Uber, además de solicitar un automóvil, también permite pedir comida a domicilio de forma sencilla y en poco tiempo.

Aunque UberEATS ya se encuentra disponible en ciudades como Barcelona, Chicago, Nueva York o Los Ángeles, ahora el servicio se expandirá a destinos como Miami, Nashville, San Diego, Filadelfia, Phoenix, Dallas, Seattle y Houston, en los Estados Unidos.

De acuerdo con Bussines Insider, una nueva actualización coloca un botón de UberEATS la aplicación móvil junto a sus viajes regulares y su servicio de paquetería para "hacer mayor hincapié en la entrega de alimentos". Un portavoz de Uber dijo al portal que "el nuevo diseño separa los viajes de las comidas y crea una experiencia más fluida e intuitiva a través de los servicios".

Uber Eats funciona como servicio de entregas de comida a la carta con la que los usuarios pueden pedir alimentos de los restaurantes locales más conocidos y las entregas se realizarán en menos de 10 minutos. Los menús cambian diariamente y las tarifan son variadas, por ejemplo, las comidas tienen un costo de entre 9 y 12 dólares, mientras que las cenas van de los 10 a los 17 dólares más tres o cuatro dólares de envío.

Expertos señalan que entregar comida se convertirá en la segunda categoría más importante para Uber (después los viajes) y podrá competir con aplicaciones especializadas como GrunHub.

En la galería de fotos les mostramos las formas en las que Uber trata de conquistar a sus usuarios. Para leer la información desde un smartphone o tablet, seleccionen “ampliar galería” y después “mostrar texto”.